El líder de Podemos reapareció de su pequeño descanso estival

Pablo Iglesias se pone ahora ‘comecuras’ para intentar pescar votos

Intenta mofarse de la "sexagenaria" Esperanza Aguirre.

Pablo Iglesias se pone ahora 'comecuras' para intentar pescar votos
Pablo Iglesias

Reapareció Pablo Iglesias este viernes, 15 de agosto de 2014, con su coleta de siempre y más festivo de lo habitual, tras algunos días alejado del mundanal ruido mediático y lo hizo para volver a copar titulares en primera persona después de un tiempo delegando en sus subalternos.

Y como suele ser habitual, el líder de Podemos volvió de su pequeño descanso estival a primera línea de titulares por todo lo alto y sembrando la polémica, una de sus especialidades.

No en vano, una de las frases más comentadas de la entrevista que le concede a El Mundo fue que Jesucristo «sería de círculos» y «habría estado en Podemos» de haber vivido en nuestra época.

Amén de la particular comparación, que arrasó en las redes sociales como no podía ser de otra manera, Iglesias afirma que tiene una cosa en común con la gente de derechas, «con los conservadores: me gusta la mano dura».

Eso sí, matiza: «Pero no me gusta la mano dura contra los débiles, sino contra los poderosos».

Ya que estaba, aprovecha para mofarse de Esperanza Aguirre y su sonado incidente con el coche en la Gran Vía madrileña:

«Las sexagenarias deberían organizarse en sindicatos y defender sus derechos frente a los agentes de movilidad machistas que las acosan y las persiguen en la Gran Vía».

Sobre si estuvieran los dos en una isla desierta, declara:

«Habría que tratar de convivir, habría que organizarse para ver cómo nos alimentábamos y esas cosas. Seguro que habría humor. Allí no podría regalarles contratos a sus amigos».

 

Te puede interesar

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído