TRAS LA POLÉMICA

Fonsi Loaiza se despacha contra «La Goleada»… y contra Podemos

El periodista deportivo ha publicado una entrada en su blog en la que explica su versión de los hechos que llevaron a un enfrentamiento televisivo y a ser desautorizado por Podemos

Fonsi Loaiza se despacha contra "La Goleada"... y contra Podemos
Fonsi Loaiza.

Fonsi Loaiza ha publicado una entrada en el blog que mantiene en los medios del Grupo Joly en la que expone su versión tras las polémicas de la semana y que empieza con una autocrítica:

«No estaba preparado para semejante exposición mediática y debí reconocer mis limitaciones antes de embarcarme en una lucha que no me podía llevar a ninguna parte».

Loaiza también tiene palabras críticas para Podemos y Pablo Iglesias después de que su candidatura en Podemos Deporte recibiera un número irrisorio de votos:

«No tenía ninguna posibilidad de salir en las elecciones del Consejo Ciudadano de Podemos ante el carisma de Pablo Iglesias ya que saldría su lista al completo. Era la lucha por una causa perdida y estaba condenado al fracaso. Sin embargo, quise luchar como un kamikaze para intentar dar la campanada. El círculo de Podemos Deporte nos había avalado a Nerea Huete y a mí para que nos presentáramos. Estábamos llevando una campaña muy activa en prensa escrita, aunque no nos beneficiaba en nada. Dábamos a conocer nuestras ideas, pero al final la foto era para Pablo Iglesias y se daba a entender a la gente que estas iniciativas ciudadanas serían llevadas a cabo por él en caso de llegar al gobierno. En lugar de la realidad, que nosotros estuviéramos en el Consejo Ciudadano».

Con el equívoco de si Loaiza hablaba en nombre oficial de Podemos o como miembro de una de las candidaturas a la dirección de éste, acudió a El Larguero de la Cadena SER, donde su intervención ya fue movidita:

«Mi discurso no tuvo fuerza, hablé sin ton ni son y me limité a tirar balones fuera como buenamente pude. Nervioso, encontré en José Tomás un refugio para que la charla con Joserra fuera más amena. Dentro del partido se criticó la boutade de sacar el tema de los toros».

Después de aquello, Loaiza lamenta que le dejaran solo:

«Nadie sale en mi defensa y veo cómo me dejan de lado, la cabeza se me calienta y veo que la última oportunidad de salvar mi honor y el de otro periodismo es yendo al inefable programa de La Goleada en 13TV después de no ser yo en El Larguero»

«Rechazo ir hasta que el productor me promete que no se hablara de Podemos, sino de mis iniciativas. Se me engaña y media hora antes del programa llamo al productor porque se me está anunciando como representante de Podemos en twitter. Me dice que lo cambiará y que no me preocupe», expone Loaiza en su crítica al programa deportivo de la televisión episcopal.

Su valoración del paso por el programa de Siro López es la siguiente:

«A pesar de que no me encuentro bien y no logro articular dos frases y hago el ridículo nueva y espantosamente, creo que es mi deber decirles que son unos impresentables y que esos programas son una auténtica basura. Es de lo único de lo que me siento orgulloso. Sigo pensando que mi caso ha destapado la negligencia de gran parte del periodismo deportivo de este país. Me metí en la boca del lobo y he servido de carnaza de unas hienas en una semana sin polémicas porque no había fútbol».

«Soy la metáfora de un país como España que siempre va en manada a por la presa fácil y en el que es más fácil conseguir un contrato laboral por hacer el tonto que por hacer bien tu trabajo. Estuve cuatro meses en el diario El País, descansé sólo cuatro días de los 120, con turnos de día, tarde y noche, llevando un Europeo de natación y un juicio, sin cobrar un solo céntimo y pagándomelo yo todo. Ahora tras hacer el tonto en la televisión, los programas de tertulias están como locos por contratarme», concluye en su blog.

SIGA LEYENDO EN EL SEMANAL DIGITAL

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído