Juan Antonio Aguilera y Judith Lerena acusan al grupo de vulneración de derechos constitucionales

Dos militantes de Podemos demandan ante la Justicia a la organizacion de Pablo Iglesias por ‘antidemocrática’

Los comicios constituyentes de los Consejos Ciudadanos Municipales de Podemos en Madrid, que están teniendo lugar entre el 26 y el 30 de diciembre, podrían ser invalidados

Los comicios constituyentes de los Consejos Ciudadanos Municipales de Podemos en Madrid, que están teniendo lugar entre el 26 y el 30 de diciembre de 2014, podrían ser invalidados si prospera la demanda presentada por Juan Antonio Aguilera y Judith Lerena.

Los dos militantes de Podemos demandan al partido de Pablo Iglesias, que es también el suyo, por vulneración de los derechos constitucionales de igualdad, libertad ideológica y derecho de asociación (El ‘verdadero’ Pablo Iglesias justifica su buen rollito con Irán: «No somos imbéciles, la política es así»).

La demanda ha sido presentada en los Juzgados de lo Civil de Capitán Haya, en Madrid.

Como revela ‘Confilegal‘, la Comisión de Garantías Democráticas de Podemos invalidó la candidatura de Juan Antonio Aguilera a secretario general de Podemos Madrid encabezando la llamada lista Madrid Integral y Democrático (MID) que presentó el pasado 5 de diciembre. De ella formaban parte Judith Lerena y 22 personas más.

La citada Comisión argumentó, siete días después -el 12 de diciembre- que sus miembros formaban parte del grupo «Prometeus«, un «grupo con línea política propia y con reconocido y notable afán por influir políticamente de manera organizada en otros movimientos sociales».

Esta es una afirmación calcada de la que se hacía desde el propio Partido Comunista de España (PCE) a finales de los años 70 para criticar a los miembros de la llamada tendencia «militant» -trostkistas- que penetraron al PCE con el objetivo de tomar el poder desde dentro de forma organizada (Abad, Ynestrillas… la ultraderecha también existe y apoya a Podemos).

Sin embargo, la lista de MID nada tiene que ver ni con la ideología trostkista ni con la estrategia «militant«.

Ellos cumplen, según afirman, con todas las condiciones preestablecidas por Podemos para tomar parte en los comicios que conformarán lo que será la Comisión Ejecutiva Municipal de Madrid de la organización a partir del 30 de diciembre.

De acuerdo con los demandantes, la lista encabezada por Juan Antonio Aguilera, que hasta hace dos meses militaba en Izquierda Unida, no vulnera ningún principio del Código Ético de Podemos, como afirma la Comisión de Garantías Democráticas.

No representan intereses personales, económicos o políticos ajenos y defienden el impulso del laicismo, promoviendo un sistema democrático fundado en la libertad de conciencia, sin apoyar ningún culto o religión, tal como defiende Podemos (La candidata en Cataluña: «Tenemos las cunetas llenas en nombre de la bandera de España»).

A Juan Antonio Aguilera, a Judith Lerena y a las 22 personas que conforman la lista les han colgado, desde el interior de Podemos, la etiqueta de «secta» o de «grupo sectario» por su relación con la Escuela Iniciática Prometeus por motivos desconocidos para ellos pero que parecen tener que ver con el supuesto brillante futuro electoral de la formación y la consiguiente ocupación de cargos políticos.

Esta Escuela no es una secta ni está considerada como tal por ningún organismo ni institución ni cuerpo o fuerza de seguridad del Estado.

Para los componentes de la lista de MID la dimensión personal y ética de los cargos electos de Podemos tiene una gran importancia.

La mayor parte de ellos sostiene que con la corrupción no se acaba sólo con medidas legales, por lo que es necesario trabajar de forma especial este aspecto. Para que las personas elegidas posean unos niveles éticos y morales más allá de toda duda.

Según Aguilera:

«Gran parte de la corrupción que España está padeciendo se debe a que las personas responsables de esas tropelías -en todos los partidos- se les suponía una gran honradez. Es esencial, por ello, trabajar este aspecto -el personal, el interior- para que no se vuelvan a repetir casos de corrupción conocidos por todos».

Por ello consideran que la invalidación de su candidatura, por compartir algunos de ellos ideas y planteamientos a través de una web, con variado contenido, vulnera los principios constitucionales de igualdad, libertad ideológica y derecho de asociación (Riobóo acorrala a Pablo Iglesias: le saca su contrato con Irán y le reta a desmentirlo en un debate).

Paradójicamente, Podemos Madrid indica, en su última resolución, que invalidan su candidatura para presentarse a cargos pero no su militancia. Toda una declaración contradictoria.

NOTA.- Pinchar para ir a Confilegal.

Te puede interesar

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído