La vieja guardia impide 'in extremis' que Tania Sánchez entregue Izqierda Unida a su novio Pablo Iglesias

Podemos se va de marcha tras intentar merendarse a IU y sin explicar uno sólo de los trinques de Pablo Iglesias, Monedero y Errejón

Los de la coleta reunirán este sábado 31 enero 2015 a miles de personas en la Puerta del Sol de Madrid para demostrar su fuerza

Con el telón de fondo de las millonarias mangancias de Juan Carlos Monedero, la beca-black de Iñigo Errejón, las triquiñuelas empresariales de Pablo Igleias y los turbios apaños de Tania Sánchez, los estusiastas dirigentes de Podemos han movilizado a sus bases y simpatizantes, para intentar llenar este sábado 31 de enero de 2015 las calles del centro de Madrid y proclamar la llegada del «cambio político» a España.

La marcha arrancó a las 12.00 horas en la plaza de Cibeles y recorrió la calle de Alcalá hasta llegar a la Puerta del Sol.

Banderas republicanas y griegas y pancartas en las que se podían leer lemas como «políticos, el pueblo está despertando» o «se os acaba el tiempo ppsoe» acompañaron a los manifestantes que también coreabann el «es ahora», que sirve de lema de la marcha y gritos como «¡Tic, tac, tic, tac…!»

Iglesias, que había dicho que con esta exhibición d emasas se trataba de activar el reloj de la cuenta atrás del Gobierno de Mariano Rajoy, se ha incorporado sobre las 12.15 a la cabecera acompañado de gritos de «presidente, presidente». (Ignacio Camacho: «Los de Podemos se han llegado a creer que el cielo del poder se puede asaltar en las tertulias»).

«Esta manifestación empieza en Cibeles y acaba en Moncloa», ha dicho el número dos de Podemos, Íñigo Errejón, aludiendo a su objetivo de llegar al Gobierno. 

«Como tercer hito tendrá la recuperación de la soberanía popular».

La movilización había sido notable. Más de 260 autobuses financiados por las propias bases llegaron a la capital desde todos los puntos de España y vatias cadenas de televisión –sobre todo Cuatro TV y laSexta– se han volcado en apoyo de los manifestantes, pero el ídílico ambiente se ve empañado por la sombra cada día más alargada de la corrupción y los chanchullos de los principales dirigentes, que ni Pablo Iglesias ni el resto son capaces de explicar (¿Y si los 425.000 euros de Monedero fueran la punta del iceberg de la financiación de Podemos por parte de Venezuela?).

Ha sido significativa la presencia en la marcha de personajes relativamente conocidos de otros partidos. Casi todos de ‘medio pelo’.

Entre ellos, la socialista Beatriz Talegón (La socialista Talegón saca las uñas contra El País en defensa de Monedero: «Le ha echado mierda»), quien tras un breve momento de fama en 2014, ha caído en el olvido e intenta ahora abrirse, casi implorante, abrise camino en la nueva formación (La ‘casta’ alternativa: Pablo Iglesias, Tania Sánchez, Errejón, Monedero… y otros mangantes).

También gritarán con Pablo Iglesias y sus coletudos bastantes antiguos miembros de Izquierda Unida, que este 30 de enero de 2015 estuvo a punto de firmar su propia acta de defunción como partido político.

Con la federación de IU en la Comunidad Madrid, dividida entre el sector de la diputada autonómica Tania Sánchez, ganadora de las primarias, y los fieles a la actual cúpula regional, la Presidencia federal de IU debatió en una reunión extraordinaria si expulsaban o no al portavoz municipal, Ángel Pérez, y a su homólogo en la Asamblea de Madrid, Gregorio Gordo.

Con la excusa de que desempeñaron «responsabilidades políticas» en los últimos 20 años, cuando la formación participó en los pactos de estabilidad de Caja Madrid e hicieron furor las tarjetas black, lo que pretendían los críticos era eliminar un escollo para unirse a Podemos.

Alberto Garzón, candidato de IU a la presidencia del Gobierno, pidió expulsarlos «inmediatamente«. Fue apoyado por 16 dirigentes.

Cayo Lara, coordinador federal hasta la asamblea de 2016, presentó una resolución más tibia, la que finalmente salió adelante por 29 votos, que desautoriza políticamente a los portavoces y por la que se abre un expediente que será instruido por el abogado Enrique Santiago.

Una solución que a Garzón le pareció «insuficiente» y a Tania Sánchez, «frustrante» (Tania Sánchez, la novia de Pablo Iglesias, consuma su traición a IU y se pasa a Podemos).

La novia de Pablo Iglesias, no consiguió por los pelos este viernes que la vieja guardia de IU le entregara la organización en Madrid para diluirla en Podemos y esa especia de ‘Frente Popular’ que se monta de cara a las elecciones autonómicas y locales de marzo de 2015 («La superioridad moral que exhibe Podemos en los platós no ha podido fundarse en la calidad de sus ideas»).

La ocurrido abre un dilema complicado para Tania Sánchez y por extensión Alberto Garzón, quienes ahora sólo podrán confluir a las urnas junto a Podemos manteniendo las siglas de IU si quieren seguir en la organización.

Sánchez propugna diluir IU en el «frente ciudadano» de las fuerzas a la izquierda del PSOE, y lleva semanas haciendo campaña sin las siglas de IU, simplemente con el lema Recuperar Madrid a sus espaldas. La negativa del aparato a ‘podemizar‘ la organización abre un escenario imprevisible, que podría acabar con el sector de la novia de Iglesias fuera de la organización.

La vieja guardia de IU, que ve en la pérdida de las siglas el inicio de la desaparición de la organización, ganó ayer la batalla, pero la guerra continua y se enconará a medida que avance este largo año electoral.

IU ha sido víctima de una paradoja. La formación que más hablaba de programa, por oposición al pragmatismo y al oportunismo que denunciaba en sus rivales, lleva muchos años debatiéndose entre personalismos y hablando más de quién que de qué.

A finales de los años 90, bajo el liderazgo de Julio Anguita, logró convertirse en receptor de votos perdidos por el PSOE, pero fracasó en el intento de lograr el sorpasso (rebasar a los socialistas como principal fuerza de la izquierda).

Y en el decenio pasado, la polarización política entre el PSOE y el PP redujo al mínimo el espacio de Izquierda Unida. Con Cayo Lara podría haber buscado una nueva identidad al calor de la lucha contra las consecuencias sociales de la recesión, pero el tímido repunte logrado no se ha traducido en una mayor influencia.

La vieja guardia puede exhibir pocos triunfos en su mano para defender el mantenimiento de IU como un proyecto autónomo, frente a dirigentes jóvenes y radicalizados como Tania Sánchez y Alberto Garzón, este último convertido en candidato de IU a La Moncloa en unas primarias sin contrincantes.

Pero la presión de Podemos para hacerse con los cuadros de Izquierda Unida y con sus bases electorales pasa por la dilución de la marca de IU. Los que permanecen en sus filas deberían evitar el colapso de su propia formación.

QUIÉN ES QUIÉN EN EL VODEVIL DE IU

  • CAYO LARA. El coordinador federal de IU aún es la cara del aparato pese a cohabitar con el candidato pro Podemos, Alberto Garzón. Ayer ofició de guardián para no ‘podemizar’ IU.
  • ALBERTO GARZÓN. El candidato de IU a la Moncloa lleva meses trabajando en aras de una confluencia con Podemos. Aunque dijo que le daban «igual las siglas», el aparato dice que a él no.
  • JUAN ANTONIO MORAL SANTÍN. Los críticos piden la cabeza de Gregorio Gordo y Ángel Pérez por casos como el de este ex consejero de Bankia, que se embolsó unos 456.500 euros con la tarjeta black.
  • TANIA SÁNCHEZ. Lidera, junto a Valiente, la corriente crítica de IU que ganó las primarias. Quieren pactar a toda costa con Podemos pese a la consigna federal de ir sólo en coalición.
  • ÁNGEL PÉREZ. El actual portavoz en el Ayuntamiento y el de la Asamblea (Gregorio Gordo) se niegan a ceder sus cargos a los críticos, pese al mandato de Cayo Lara.
  • MIGUEL RENESES. El secretario de Organización se marcha por las enormes diferencias estratégicas que mantiene con Garzón, que ha presionado fuerte para provocar su salida.
  • JESÚS MONTERO. Es el hombre de Pablo Iglesias en Madrid, el que pilotó la negociación con Ganemos y el que impuso que la fórmula, como deseaba Podemos, no fuera una coalición.
  • INÉS SABANÉS. Equo es el otro gran actor político implicado en Ganemos. La ex miembro de IU, ahora en la formación ecologista, quiere elevar más allá la propuesta y confluir en la región.

Te puede interesar

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído