SE ACABÓ LO QUE SE DABA

Solbes, el ministro que dobló el paro, pierde su bicoca como consejero

Barclays, en cuyo consejo de administración se sentaba desde junio de 2011, ha prescindido de él tras pagarle 250.000 euros. En mayo de 2014 la eléctrica Enel también le enseñó la puerta

Solbes, el ministro que dobló el paro, pierde su bicoca como consejero
Pedro Solbes. EP

«Técnico comercial del Estado con experiencia de gestión en diversos gobiernos socialistas se ofrece para consejo de administración». Así podría encabezar Pedro Solbes una hipotética demanda de empleo, él que llegó al Ministerio de Economía con 1,7 millones de parados y se fue con más del doble, 3,6 millones.

El exvicepresidente económico que más negó la crisis, incluso en prime time en plena campaña electoral de 2008 -Manuel Pizarro se acordará bien-, ha perdido su asiento en el único consejo de administración que le quedaba. Y no es poca cosa, porque le reportaba unos ingresos anuales de 70.000 euros brutos en concepto de dietas.

Barclays, el banco que lo fichó en junio de 2011 no sin polémica por aquello de la puerta giratoria, ha prescindido de él después de haberle abonado en tres años y medio 250.000 euros. A ello se suma que en mayo del año pasado la eléctrica Enel no le renovó después de tres años como consejero independiente de la firma italiana.

Su adiós de Barclays S.A. se oficializó a través del BORME (el Boletín Oficial del Registro Mercantil) el pasado 16 de enero, aunque en realidad se había hecho efectivo el día 2 ese mes.

Desde la entidad explican a El Semanal Digital que, al haber vendido su filial Barclays Bank S.A.U. a CaixaBank, automáticamente todos los órganos directivos de la primera se disolvieron. Incluido el Consejo de Administración, que era del que formaba parte Solbes. Y el comprador, CaixaBank, no ha hecho el más mínimo amago de repescar a quien saliera del Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero tarifando en abril de 2009.

Habiendo perdido en nueve meses los dos consejos de administración con los que pagaba las facturas a fin de mes, Barclays y Enel, Solbes se quedaría mano sobre mano de no ser porque de momento le queda FRIDE. Se trata de un think tank sin ánimo de lucro de creación española pero temática europea que preside desde noviembre de 2009.

Y poco más, porque las ventas de sus memorias publicadas el año pasado, Recuerdos. 40 años de servicio público, no resultaron según lo esperado (más allá de quedarse a gusto ajustando algunas cuentas pendientes con Zapatero). Y tampoco es que le vaya precisamente bien como conferenciante de la agencia Thinking Heads, donde se prodiga muy poco.

SIGA LEYENDO EN EL SEMANAL DIGITAL

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído