La transacción comercial tuvo lugar meses después de que el edil de la localidad sevillana visitara Caracas para impartir charlas sobre el modelo de su ciudad

Venezuela pagó el aceite de Sánchez Gordillo al doble de su valor real: 81 millones de euros

Como firmantes de este acuerdo, y solo de la parte de Marinaleda, figuran Antonio Aires, concejal de Izquierda Unida en Marinaleda y gerente de la cooperativa, y un ciudadano venezolano

Venezuela pagó el aceite de Sánchez Gordillo al doble de su valor real: 81 millones de euros
Juan Manuel Sanchez Gordillo. LT

Hacienda amenazaba con embargarles parte de las cuentas por impagos con Endesa y la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir

En enero de 2013, el Gobierno venezolano de Nicolás Maduro habría pagado a la Cooperativa de aceites de Marinaleda hasta 81 millones de euros por 12.000 toneladas métricas de aceite, a un precio supuestamente muy superior al de su valor real.

La transacción comercial tuvo lugar meses después de que el edil de la localidad sevillana visitara Caracas para impartir charlas sobre el modelo de su ciudad.

El contrato del abastecimiento -recoge en exclusiva Interviú- fue rubricado por Carlos Alberto Osorio Zambrano, uno de los hombres fuertes de Maduro y actual ministro de la Presidencia.

En ese documento, el entonces ministro de Alimentación se compromete a comprar hasta 12.000 toneladas métricas de aceite de oliva a un precio de 6.504 euros por tonelada por una cuantía total de 81 millones de euros estructurada en distintas fases.

En ese momento, y según las bases de referencias de los mayoristas, el precio del aceite de oliva era de 2.988 euros por tonelada. Es decir, menos de la mitad de lo que pagó Venezuela.

Durante la vigencia del contrato con la Cooperativa de Marinaleda -todo 2013-, el precio del aceite de mayor calidad por tonelada era de 2.000 euros. Incluso con el envío y contando con un beneficio industrial del 15% -superior a la media del sector-, el precio no se acerca al pagado por el Gobierno de Nicolás Maduro.

Un firmante sospechoso

Como firmantes de este acuerdo, y solo de la parte de Marinaleda, figuran Antonio Aires, concejal de Izquierda Unida en Marinaleda y gerente de la cooperativa, y un ciudadano venezolano, concretamente un responsable de la radio pública YVKE Mundial, la misma empresa que pagó unos meses antes y según la versión del entonces edil de Marinaleda, el viaje a Venezuela de Juan Manuel Sánchez Gordillo para explicar su proyecto anti-capitalista desarrollado en la localidad andaluza.

Este negocio de compra de aceite supuso un gran negocio para Marinaleda, que por aquel entonces atravesaba serios apuros económicos. Cuando llegó el dinero venezolano, señala Interviú,

Hacienda amenazaba con embargarles parte de las cuentas por impagos con Endesa y la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir, a la que adeudaban 800.000 euros en derechos de riesgo. Según las cuentas de Marinaleda SCA, la entidad pasó de 57 trabajadores fijos en 2010 a 11 cuando el Gobierno de Maduro compró su aceite.

Booking.com

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído