Rajoy, Pedro Sánchez, Pablo Iglesias, Ada Colau, Carmena...

Así serán las vacaciones más austeras y más ‘mojadas’ de nuestros políticos

Ya vislumbran el mes de agosto, aunque lo hacen con unas agendas más apretadas que nunca

Así serán las vacaciones más austeras y más 'mojadas' de nuestros políticos
Rajoy, en una de sus vacaciones EFE

Los políticos ya vislumbran el mes de agosto, aunque lo hacen con unas agendas más apretadas que nunca que dificultarán sus planes vacacionales.

Aún así, la mayoría juntarán algunos días de asueto para olvidar los asuntos que les generan más quebraderos de cabeza.

Según informa ABC, el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, «pasará por Galicia fijo, aunque sea un rato», ya que «tendrá allí a la familia y él irá y vendrá, porque lo de Grecia ha trastocado unas agendas que ya estaban trastocadas», en palabras de una fuente de La Moncloa.

«Sus planes para estas vacaciones son leer cosas que no sean dosieres y pasear todo lo que pueda», apuntan, aunque como bien ha reconocido Cristóbal Montoro, «la economía española no puede permitirse el lujo de irse de vacaciones».

Su estancia se prevea por tanto que esté en Sanxenxo, lugar habitual de sus vacaciones, al igual que sucederá con los ministros Ana Pastor y Rafael Catalá. Este último también reserva unos días para pasar por Denial.

Por su parte, el líder socialista Pedro Sánchez pretende pasar unos días en Mojácar, «practicar deporte, running principalmente, disfrutar con su familia de la playa y aprovechar para leer libros que por cuestiones de tiempo han ido relegando».

El dirigente de Izquierda Unida, Alberto Garzón, guarda unos días para «descansar en una casa rural con mi compañera, al menos una semana, y también ir al Rincón de la Victoria, mi pueblo», ya que «el mar siempre ayuda a recargar las pilas».
También austeras y sencillas serán las vacaciones de Pablo Iglesias, que se prevé que pase unos días en su casa de madera de Casavieja.

Y para finalizar con los líderes nacionales de las formaciones, Albert Rivera «estará en Barcelona, con su familia, nadando y yendo en moto, tratando de descansar de tantas campañas seguidas», pero con la mente puesta en las próximas elecciones catalanas y generales.

Por su parte, la nueva alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, se irá a una casa alquilada para compartir unos días con sus dos hijos y sus dos nietos, aunque prefiere no desvelar la ubicación de la misma por motivos de privacidad. «Quiere estar tranquila y cocinar, que le gusta mucho, sobre todo repostería para el desayuno», aseguran desde su equipo de Gobierno.

Por último, Ada Colau será de las que menos vacaciones tengan, debido a su todavía incipiente toma de contacto con el consistorio barcelonés, y apenas viajará unos días al Cabo de Gata.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído