El Congreso abonará a la formación morada 227.900 euros al mes de dinero público

La subvención que se embolsará Podemos a cuenta del contribuyente, similar a la del PP con 54 escaños menos

Para hacer el 'negociete' es esencial que consiga Pablo Iglesias que Pedró Sánchez y el PSOE les permitan hacer cuatro grupos parlamentarios

La subvención que se embolsará Podemos a cuenta del contribuyente, similar a la del PP con 54 escaños menos
Pablo Iglesias dando y recibiendo besos podemitas. PD

La comparación es casi más sangrante si se efectúa con el resto de formaciones políticas

Podemos, que concurrió a las elecciones generales de la mano de varios partidos en Cataluña, Comunidad Valenciana y Galicia, además de su propia marca en el resto de España, podría lograr unas subvenciones parlamentarias mensuales casi similares a las del partido vencedor en las urnas, y ello pese a haber logrado 54 escaños menos.

Explica José Luis Bajo Benayas en ‘El Economista’ este 10 de enero de 2016 que si prospera la intención de la formación de Pablo Iglesias de contar con cuatro grupos en el Congreso -Podemos, En Comú Podem, Compromís-Podemos y En Marea-, la subvención mensual que recibirá según el reglamento de la Cámara ascenderá a 227.900 euros, apenas 3.000 euros menos al mes que el PP.

La diferencia es mínima pese a que los populares ganaron las elecciones y obtuvieron 123 escaños en la Cámara Baja, mientras que Podemos y sus marcas se quedaron en 69, un total de 54 parlamentarios menos.

Según el reglamento del Congreso, reformado en el año 2010, cada grupo parlamentario tiene derecho a percibir una subvención mensual de 28.600 euros. Después, el erario público otorga una cantidad adicional por diputado, que asciende a 1.645 euros.

De esta manera, y solo por los cuatro grupos, Podemos obtendría un total de 114.388 euros al mes. Después, y por sus 69 parlamentarios, otros 113.505 euros, cantidad que sumada a la anterior ofrece una ayuda total al mes de 227.900 euros.

Así, el PP se beneficiaría de una sola subvención de 28.597 euros, mientras que sus 123 diputados lograrían otros 202.335 euros mensuales más. En total, 230.932 euros, apenas 3.000 más que la formación morada. Y ello con 54 escaños y 2,6 millones de votos más.

La comparación es casi más sangrante si se efectúa con el resto de formaciones políticas. Los de Iglesias disponen de 21 parlamentarios menos que el PSOE, que logró 90 actas el 20 de diciembre, 21 más que Podemos, y 400.000 votos más. Mientras los socialistas percibirían, por grupo y diputados, un total de 176.647 euros mensuales, Podemos se haría con 52.000 euros al mes más que sus rivales de la izquierda.

La jugada, ¿es legal?

La formación a nivel nacional obtuvo únicamente 42 diputados, quedando muy por detrás del PP y el PSOE. Sin embargo, logró en Cataluña con varios partidos otros doce; nueve más en Valencia aliados con Compromís; y seis en Galicia.

Según el reglamento del Congreso, un partido debe obtener cinco diputados para lograr constituirse como grupo, así como el 5% de los votos a nivel nacional o el 15% de los mismos por circunscripciones.

Podemos cumple todas las premisas: sus marcas superan esos números, la formación obtuvo en España el 20,6% de los sufragios y sus marcas blancas fueron respaldados por el 25% de los votantes en Cataluña, Comunidad Valenciana y Galicia.

Ahora bien, la formación de Iglesias se mueve en una delgada línea roja. No oculta sus intenciones de utilizar todos sus escaños en bloque para votar leyes o, dado el caso, apoyar una investidura.

Mientras, debe jugar a «no ser lo mismo», tal y como aseveró ayer Mónica Oltra, líder de Compromís, para lograr constituirse en cuatro grupos y obtener el sí del Congreso, algo que aún no está del todo claro.

C’s pide reformar el reglamento

El presidente de Ciudadanos y ya diputado Albert Rivera pidió ayer una reforma urgente del reglamento del Congreso para evitar la sobrerrepresentación de Podemos. «Ha querido hacer una suma electoral pensando solo en escaños y no en España», aseveró, añadiendo que lo hace «para lograr más dinero y tiempos de portavocía».

A juicio de Rivera, la Cámara Baja, sede de la soberanía nacional, debería activar mecanismos para evitar grupos de caracter autonómico. El PP también se opone a los cuatro grupos del partido morado.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído