El exvicepresidente con Felipe González llama al PSOE a la cordura

Alfonso Guerra ve más que probable un Gobierno del PP en minoría o como mal menor la repetición de elecciones

"Un Gobierno de concentración de PP, PSOE y Ciudadanos resultaría de muy difícil -si no imposible- la aceptación de la militancia y el electorado socialista"

Alfonso Guerra ve más que probable un Gobierno del PP en minoría o como mal menor la repetición de elecciones
Alfonso Guerra. EP

Los dirigentes políticos no lo tienen fácil pero los ciudadanos, el país, necesitan alguna solución

Si respetásemos la Historia y el conocimiento, no sería un pronóstico más. En esta ocasión, quien hace la predicción es un veterano, con las pelotas negras del humo de mil batallas políticas, que debería conocer por dentro el PSOE mejor que nadie.

El problema, el de Alfonso Guerra, es que su análisis choca con la desbocada ambición de Pedro Sánchez por entrar de presidente en La Moncloa aunque sea un par de días y por las ansias de los nuevos jefecillos socialistas, por pillar uno de los sueldazos que llegarán con los cargos que conlleva controlar el Gobierno de España (¡Colócanos a todos!).

El exvicepresidente del Gobierno con Felipe González y antaño amo y señor del aparto del PSOE considera:

«En la actual situación política, solo parecen probables dos salidas: Gobierno del PP en minoría o elecciones en primavera, salvo que el difícil intento de Pedro Sánchez llegase a puerto, por temor de todos a la repetición de elecciones».

Alfonso Guerra, en un artículo que publica este 22 de enero de 2016 la revista Tiempo, califica de «difícil» el intento de Sánchez por formar una alianza de izquierdas y también ve «muy difícil, si no imposible» la aceptación por parte del electorado socialista de un Gobierno de concentración de PP, PSOE y Ciudadanos (Pedro Sánchez: ni Kerenski ni Chamberlain, sino el pedestre Capitán Concordia).

Comienza Guerra valorando lo ocurrido el 20D:

«Las elecciones pasadas han laminado las expectativas de todos los partidos y han burlado la batalla contra el bipartidismo: dos formaciones consiguen más del 60% del Congreso de los Diputados y una docena de ellas, menos del 40%».

«Es lo que tiene la libertad de los electores, que a veces votan sin atender las consignas más repetidas. Escrutados los votos y tomada conciencia del reparto que han decidido los ciudadanos, empieza la tarea de transformar esos resultados en un Gobierno que sea útil a la sociedad. Y aquí comienzan los problemas».

Y a la vista de lo que ocurrido durante el mes siguiente a los comicios, opina que los partidos políticos afrontan la nueva situación con «ceguera»:

«No han aceptado la verdad de los resultados del 20D: Todos han perdido en el envite electoral, pero todos quieren aparecer como ganadores».

LO QUE NO ACEPTARÍAN LOS VOTANTES DEL PSOE

«Un Gobierno de concentración de PP, PSOE y Ciudadanos parece que será la solución con la que presionarán a los partidos las entidades y personajes más ligados al funcionamiento de la economía y las empresas, pero resultaría de muy difícil -si no imposible- la aceptación de la militancia y el electorado socialista».

Ante el panorama actual, añade:

«Solo parecen probables dos salidas de muy corto recorrido: Gobierno del PP en minoría, con apoyo externo de Ciudadanos y oposición del PSOE (aunque en la investidura se necesita la abstención de ambos) o elecciones en la primavera, salvo que el difícil intento de Pedro Sánchez llegase a puerto, por temor de todos a la repetición de elecciones».

«Los dirigentes políticos no lo tienen fácil pero los ciudadanos, el país, necesitan alguna solución», concluye Alfonso Guerra en su artículo, titulado «De elecciones y pactos».

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído