POR EL ASALTAR LA CAPILLA DE LA COMPLUTENSE

Rita Maestre pidió perdón al arzobispo de Madrid para evitar que la condenen

Las mentiras de la portavoz del Ayuntamiento de Madrid la pueden llevar con sus bolas chinas al 'hoyo'

«Siento esa furia mediática que no respeta el hecho de que nosotros estamos aquí porque una mayoría», le dijo Rita Maestre a Elvira Lindo para un bochornoso publirreportaje en el diario El País que la hacía un lavado de imagen a la asaltadora de capillas. —Rita Maestre: “Es la primera vez en mi vida que experimento tensión”

La portavoz del Ayuntamiento de Madrid se permite hablar de ‘respeto’ cuando existen pruebas testimoniales y gráficas de que entró en la capilla de la Complutense gritando «vamos a quemar la Conferencia Episcopal» o «Arderéis como en el 36» desnudándose de cintura para arriba dentro del recinto. —Eduardo Inda, a lo ‘Rita Maestre’: «Mañana entro en pelotas en la sede de Podemos y luego pido perdón»

Mintió cuando dijo que sólo se limitó a ‘seguir la marcha’ y que ‘simplemente miraba’ cuando en un vídeo se la ve encabezando la marcha. Mintió cuando dijo que no se había quitado la ropa. —Las cinco mentiras que sientan a Rita Maestre en el banquillo

Mintió cuando dijo que no había pronunciado frases ofensivas cuando hay estudiantes que la sitúan en el altar vociferando «frente al Vaticano, poder clitoriano».

Y además se puso un pañuelo morado en la cabeza en forma de velo. Si Maestre es un icono para los podemitas, la Barbie de ese izquierda cerril y anticlerical que ha asaltado los dos ayuntamientos más importantes de España para ajustar cuentas con la derecha.

Ahí están los padrenuestros blasfemos que emocionan a la alcaldesa de Barcelona. Ahí están los titiriteros de Celia Mayer y la exposición ‘Arte sobre la vagina’ patrocinada por la edil de Ahora Madrid Montserrat Galcerán y que el ayuntamiento tuvo que retirar por la protesta de los padres.

Podemos ya ha comenzado su estrategia de convertir a Maestre en una mártir de sus fantasías ideológicas. «Fuiste una de mis mejores estudiantes y un ejemplo para tus compañeros y hoy sigues siendo un ejemplo. Yo estoy con Rita Maestre», afirma en un cariñoso vídeo Pablo Iglesias. –El cursi Pablo Iglesias pone como ejemplo a seguir a la asaltacapillas Rita Maestre

Ellos piden perdón pero no muestran arrepentimiento. Maestre le ha pedido en privado y con nocturnidad perdón al arzobispo de Madrid Carlos Osoro. Pero para atenuar su pena. ¿Qué le dirá al juez? Le dirá que sigue pensando que aquella reivindicación tenía sentido, pero que si ha ofendido a alguien, que lo lamenta mucho.

SUPERIORIDAD MORAL PARA DESOBEDECER LA LEY

Porque su superioridad moral les legitima para asaltar capillas, hacer escraches y ultrajar a las víctimas de terrorismo en Twitter. Es lo que nos espera. —Rita Maestre y Celia Mayer piden perdón en privado al arzobispo de Madrid por sus ataques a la Iglesia

Como apunta Ignacio Camacho, es «el delito penal y la razón moral tipificados según la condición ideológica de la víctima. Para eso reclaman el control sobre el aparato de la justicia. Para eso exigen el mando de los servicios de información y de espionaje».

Lo grave del asalto a la capilla no es que la blasfema Rita se haya despelotado delante de un altar sino la operación de desmantelamiento del Estado que oculta. ¡Desobedecer es un derecho y un deber!

Es lo que el rasputín Gerardo Pisarello le susurraba a Colau: «Los derechos no pueden dejarse en manos de los jueces. Si se deja todo en manos de los jueces estamos perdidos».

¿Y no fue Colau la que le dijo a El País que iban a «desobedecer las leyes que nos parezcan injustas»?

Maestre ha cumplido a rajatabla el recetario antisistema de Naomí Klein, su ideóloga favorita: «Nos están inoculando el miedo a través de la bestia [la bestia es el Estado de Derecho] y debemos crear espacios de contrapoder y resistencia para que el miedo cambie de bando». Por eso hoy es una santa para la religión antisistema.

Y lo peor es que Pedro Sánchez está dispuesto a auxiliar a la izquierda radical en su derribo del Estado con tal de que le permita dormir en la Moncloa. 

@lbalcarce

Te puede interesar

Autor

Luis Balcarce

Desde 2007 es Jefe de Redacción de Periodista Digital, uno de los diez digitales más leídos de España.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído