El de Nueva Canarias, partido que fue en coalición con la candidatura de Sánchez, prometió su apoyo al del PP creyendo que hablaba con el del PSOE

Ayude al ‘miope’ canario Pedro Quevedo a distinguir entre Rafael y Antonio Hernando

El diputado canario se quedó blanco cuando descubrió el desliz cometido

La escena, hay que reconocerlo, tuvo que ser deliciosa y muchos habrían pagado por ver la cara que se le tuvo que quedar al susodicho. Casi como cuando por error el marido le manda a su esposa el mensaje que era para la querida. El patinazo es de los que hacen época.

Pues algo así le ha sucedido al diputado de Nueva Canarias, Pedro Quevedo. El parlamentario, que fue en coalición con el PSOE tanto en las elecciones del 20 de diciembre de 2015 como en las del 26 de junio de 2016, ha liado una buena al confundir a los portavoces socialista y popular en el Congreso de los Diputados, Antonio Hernando y Rafael Hernando, respectivamente.

La intrahistoria arranca un día después de los comicios del 26-J. Quevedo, que quería hablar con Antonio Hernando, pulsó por error el contacto de Rafael Hernando y empezó a darle a la lengua como si no hubiese un mañana.

Tal y como cuenta este 9 de julio de 2016 Okdiario, la conversación telefónica discurrió en un tono amigable y en un momento determinado el diputado de Nueva Canarias le muestra su disposición y apoyo absoluto al líder del partido, sin fisuras, sin titubeos, sin posibilidad de cambiar de bando. Quevedo asegura que es un hombre de palabra y que su palabra es la ley, como en el corrido mexicano.

Rafael Hernando se sorprende ante las palabras de un miembro que iba en la plancha socialista y le asegura que le conseguirá una reunión inmediata bien con el presidente del partido o con la secretaria general. No hablan de nombres propios, porque Hernando da por hecho que Quevedo sabe quiénes son Mariano Rajoy y Maria Dolores de Cospedal.

El problema viene en la misma tarde del 27 de junio de 2016. Rafael Hernando le devuelve la llamada para confirmarle que María Dolores de Cospedal, la secretaria general del PP le recibirá el 28 de junio de 2016 y entonces se produce el momentazo donde Quevedo afirma.

¿Cómo voy a apoyar a Rajoy, si me he presentado a las elecciones en coalición con el PSOE?

Rafael Hernando, que flipa con la respuesta, le recalca

Porque me lo dijiste ayer.

Pedro Quevedo, creyendo que es un error del propio portavoz popular, asegura que:

Si yo ayer no hablé contigo. Llamé a Antonio Hernando para garantizarle mi apoyo a Pedro Sánchez y al PSOE.

Pausa. Silencio. Entonces Pedro Quevedo cae en la cuenta de su error. Quería llamar a Antonio Hernando, el del PSOE, pero su dedo le jugó una mala pasada y pulsó sobre el nombre de Rafael Hernando, el del PP.

Pérdoname, Rafa, que todo ha sido un error. Es que, además del apellido, también os parecéis en la voz.

Rafael Hernando sólo acertó a decir:

Pero si tenemos números diferentes.

Sencillamente, desopilante.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Juan Velarde

Delegado de la filial de Periodista Digital en el Archipiélago, Canarias8. Actualmente es redactor en Madrid en Periodista Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído