Pablo Iglesias espera la derrota de Rajoy para jugar su última carta

Podemos todavía cree que podrá enredar al PSOE en una traca final

 Pablo Iglesias se ha sumido en el silencio tras la ronda de consultas con el rey Felipe VI para la formación de gobierno. No solo él. Podemos experimenta una nueva etapa en la que ha aprovechado el bloqueo político y su irrelevancia para un examen interno.

La falta de actividad y de presencia mediática y política marca la agenda de una fuerza caracterizada por los golpes de efecto y los grandes titulares.

En un campo en el que Podemos no tiene pelota para jugar, Pablo Iglesias, sin embargo, espera que un rebote del otro pueda ponerle de nuevo en el partido.

Así, el líder de Podemos espera desde Madrid los últimos movimientos de los partidos alojados en el ojo del huracán, que tendrían que desencadenar una pronta votación de investidura, según relata El País.

En el caso de que Rajoy fracasase o decidiera no presentarse a la formación por falta de apoyos, Iglesias se lanzaría a jugar con una última carta: una nueva propuesta al PSOE para constituir un Ejecutivo alternativo contando con Unidos Podemos y los nacionalistas.

Pese a que la opción de constituir una mayoría alternativa ha sido descartada por parte de los socialistas y de algunos dirigentes de Podemos, una parte de la formación morada aún conserva la esperanza que ya fue el motor de las negociaciones de Pedro Sánchez en la pasada -y fallida- legislatura.

El mismo Pablo Iglesias calificó esta opción de «prácticamente imposible». Pero ante un golpe imprevisible de Rajoy, la oportunidad podría reactivarse y colocar a Podemos en el centro del mapa con un protagonismo perdido tras el 26J.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído