Javier Fernández insiste en pedir “coherencia” al PSC

Somos del PSOE, faltan sólo dos días y todavía no sabemos cómo abstenernos

Del "todos a una" a la "abstención técnica o al 50%"

El presidente de la gestora del PSOE responsabiliza a Iglesias del escrache de la Autónoma

En voz baja en los pasillos del Congreso, en pequeñas reuniones en sus despachos y en conversaciones vía whatsapp, los diputados del PSOE comentan constantemente la situación del partido y el papel determinante que jugarán en apenas unos días para el futuro del socialismo y de la gobernabilidad.

Los 84 diputados del PSOE se tendrán que levantar y decir ‘sí’, ‘no’ o ‘abstención’ en la futura sesión de investidura de Mariano Rajoy. Ellos serán la cara de facilitar un Ejecutivo del Partido Popular o de tener que ir a elecciones el próximo diciembre -las terceras desde los primeros comicios de diciembre de 2015-.

Ninguna situación es buena para la formación del puño y de la rosa y la fotografía estará en su bancada.

El primer paso de este viraje hacia la abstención se dará previsiblemente este domingo. El Comité Federal tendrá que decidir la postura en la votación de Rajoy y todo apunta a que los partidarios de dejar que haya Ejecutivo van a ganar a los que resisten en el ‘no’.

Javier Fernández ha insistido en pedir «coherencia» al PSC si el comité federal del PSOE de este domingo 23 de octubre de 2016 aprueba la abstención a una investidura de Mariano Rajoy.

El primer secretario de los socialistas catalanes, Miquel Iceta, ya ha dejado claro que los siete diputados de su partido votarían en contra del candidato del PP.

«No quiero conflictos. Espero que reconsideren su votación. Mi deseo es que discurra por los cauces de la normalidad», ha manifestado este viernes 21 de octubre el presidente de la gestora en RNE.

Fernández ha apuntado que cree que la votación sobre la posición política que adopten los socialistas será por llamamiento.

«El PSC va a participar en esa votación, con pleno derecho y libertad, pero no sería razonable que vaya a votar y luego la vaya a cuestionar si lo que sale es distinto. Si se toma una decisión en el comité federal absolutamente democrática, el grupo socialista debería mostrar coherencia».

 El PSOE podría multar e incluso expulsar a quienes no acataran la disciplina de voto. A la espera de que llegue ese momento, el también presidente de Asturias prefiere «no hablar de una acción de tipo coactivo, sino persuasivo».

La presidenta de Baleares, Francina Armengol, le ha reprochado en la Cadena SER que no se consulte a la militancia sobre el «viraje histórico» que se plantea el partido.

Dos de los 10 miembros de la gestora, Francesc Antich y Francisco Ocón, propusieron, sin éxito, que fuera este sábado.

«Coser no es imponer; es hablar»..

Fernández ha insistido en que el PSOE facilitará la formación de Gobierno, pero que de ahí no pasará.

«Es muy difícil que el PSOE vaya a apoyar unos Presupuestos del PP. El mensaje que trasladé al presidente en funciones es que la gobernabilidad está constituida de dos elementos: la investidura y la estabilidad. El PSOE, después de un debate que tendremos el domingo, puede aportar la investidura. Pero Rajoy debe buscar la estabilidad en otros lugares políticos».

Respecto a cuándo tendrá lugar el congreso donde se elegirá al secretario general al que le tocará dirigir un partido «dañado», el presidente de la gestora ha señalado que su objetivo «no es dilatarlo», aunque no ha dado fechas.

«El tiempo que debe permanecer la gestora al frente de la organización tenemos que serenar las aguas en el marco del partido y plantear un congreso de reconstrucción. Tenemos que hacer un congreso con ponencias sensatas y debatidas, que traslade un mensaje también a la sociedad. Necesitamos adaptar el partido con su discurso y proyectos a los desafíos que enfrentamos».

El presidente de la gestora del PSOE ha responsabilizado a Pablo Iglesias del reciente escrache a Felipe González y Juan Luis Cebrián en la Universidad Autónoma de Madrid.

«Si no directamente… ellos [Podemos], y más concretamente Pablo Iglesias, la persona que habló de la cal viva, no solamente los exculpa, sino que se está inoculando en la sociedad ese virus de la intolerancia que trasciende lo político». «Iglesias parece que tiene la posición más radicalizada en el combate por el liderazgo dentro del propio Podemos».

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído