Política
Albert Rivera en un mitin de Ciudadanos, en Barcelona. EP

Albert Rivera, que destapó la caja de los truenos la pasada semana cuando se saltó el guión y preguntó a Pedro Sánchez en el Congreso de los Diputados por su pringosa tesis doctoral, ha vuelto a poner el dedo en la llaga (Pedro Sánchez afirma en su tesis que fabricar un avión cuesta 100.000 millones de €: 5 veces el presupuesto de la NASA).

El líder de Ciudadanos ha reprochado hoy al presidente del Gobierno que le señale como "el enemigo" por haber cuestionado su tesis, pero que haga la vista gorda con los independentistas para seguir en el Gobierno:

"No anteponga el sillón a los intereses de España".

"Torra ha dicho que quiere liquidar el Estado y a Sánchez no le importa. Torra ha dicho que va a desacatar las sentencias judiciales, pero Sánchez no se inmuta. Los nacionalistas han dicho que van a volver a abrir embajadas y a Sánchez no le importa. Ahora sí, le preguntas a Sánchez por la ley de transparencia universitaria y por la tesis y entonces eres el enemigo".

El presidente de la formación naranja ha protagonizado, junto con la líder del partido en Cataluña, Inés Arrimadas, un acto en Barcelona favor de la "neutralidad de los espacios públicos", organizado por la plataforma España Ciudadana, impulsada por el partido de Rivera, bajo el lema "El amor es más fuerte que el odio.¡No nos callarán".

Rivera ha urgido a Sánchez a que convoque elecciones generales porque España necesita un gobierno que no esté condicionado por los independentistas, porque, de lo contrario, los que se oponen a la secesión quedan desamparados:

"Es fundamental para sentirnos arropados y protegidos que podamos ir a votar cuanto antes".