"Dejamos una España mejor de la que encontramos"

Mariano Rajoy: «Me aparto, pero no me voy; seré leal al PP»

El expresidente del Gobierno Rajoy reivindica su labor frente a los golpistas independentistas y la crisis

Mariano Rajoy: "Me aparto, pero no me voy; seré leal al PP"
El presidente del PP, Mariano Rajoy, durante su intervención en la celebración del Congreso Nacional del Partido Popular. EF

Mariano Rajoy se ha despedido este 20 de julio de 2018 con un último discurso en el congreso del PP del que saldrá el nuevo presidente del partido en el que ha dado las gracias a los militantes, ha dicho que ha dejado «una España mejor«.

Y ha hecho mención de la situación política en Cataluña, donde ha asegurado que «se ha cumplido la ley».

«Considero un honor ser militante del PP y lo seguiré siendo siempre», ha comenzado diciendo Rajoy, momento que ha aprovechado también para dar las gracias.

«Os doy las gracias por haber permitido ser vuestro presidente. Sin vuestro apoyo y sin vuestra ayuda no habría conseguido todo esto».

«España es mejorable, pero jamás en la historia ha existido una España mejor. Para el PP es un orgullo formar parte de ella y haber dejado la huella indeleble de nuestra contribución a su desarrollo».

«Este partido ha escrito una gran historia y tiene una trayectoria que defender y un proyecto que presentar a los españoles».

«Aboga por la libertada, por el principio de igualdad de todos los españoles, por su bienestar económico… Todas estas cosas son nuestras señas de identidad».

«Hemos tenido que hacer frente a la mayor crisis económica de todos los tiempos, le hemos dado la vuelta y eso ha sido gracias al Partido Popular», ha dicho sobre la situación económica del país. «Conviene recordar que desde el inicio de la crisis se han creado 2,8 millones de puestos de trabajo. Y deberíamos hablar más de ello. Hemos dejado una España mejor de la que encontramos».

El expresidente del Gobierno ha aprovechado su último discurso como presidente del PP para defender su gestión del conflicto catalán y proclamar que, aunque no fue «fácil», porque tuvo que afrontar una situación «sin precedentes», ahora «los responsables están respondiendo ante los tribunales o huidos».

«Cataluña no se independizó y no por que no lo intentara».

«Aplicamos el articulo 155. Hoy todos saben que existe y sobre todo hoy todos sabemos que la democracia puede defenderse con el arma más democrática que existe: la ley».

«Pero tiene que haber un partido dispuesto a que se cumpla la ley. Un Gobierno dispuesto a poner freno. En suma, un Gobierno del PP».

«El Gobierno autonómico que proclamó la independencia fue cesado, los responsables están respondiendo ante los tribunales o huidos, Puigdemont no ha vuelto a estar en el Gobierno de la Generalitat», ha enumerando, recalcando que, «por mucho que lo hayan intentado» tampoco han podido repetir como consellers los que le acompañaron en su desafío al Estado.

«Me voy con el orgullo de haber presidido el partido más importante por su tamaño, sus afiliados y por sus beneficios aportados a España. Me voy con la seguridad de que no han sido los españoles los que me ha apartado del gobierno ni tampoco mis compañeros de partido».

«Haber conocido a España y a los españoles es el mejor regalo que he recibido de la política. Queridos amigos, me aparto pero no me voy. Seré leal».

Antes del discurso de Rajoy, ha sido María Dolores de Cospedal, secretaria general del parido, quien ha tomado la palabra, quien también ha aprovechado la ocasión para defender la gestión que ha realizado el Partido Popular. En este sentido, ha resaltado la gestión del partido en contraposición a «un socialismo que todavía necesita resucitar a Franco para poder respirar».

Rajoy ha ofrecido este viernes un discurso neutral, tal y como se esperaba, sin posicionarse por ninguno de los candidatos ya que sus palabras han sido antes de la votación en la que no participará.

El presidente saliente anunció su marcha tras prosperar la moción de censura que presentó Pedro Sánchez. Desde que saliera del Gobierno, Rajoy empezó a desligarse de la política.

Dejó su escaño y recuperó su plaza de registrador de la propiedad en Santa Pola. El sábado, cuando su sucesor sea elegido, se romperá el último lazo ‘profesional.

Es la primera vez que el PP elige a un nuevo presidente nacional sin ‘dedazo’.

Tras la ‘revolución’ interna que causó la moción de censura que ganó Pedro Sánchez, Mariano Rajoy convocó a la Junta Directiva Nacional y fijó el 11 de junio la fecha de este congreso histórico para el partido.

Te puede interesar

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído