Política

Solo hay una cosa peor que ir un poco tocada en plena fiesta, bajarte del autobús-carroza en el que te estás divirtiendo porque necesitas vaciar aguas y hacerlo de facto: ¡que te pille una cámara!

Esto le ocurrió a esta joven en el World Pride de 2017 en Madrid. La fiesta del orgullo Gay acostumbra a dejarnos imágenes dantescas de todo tipo, pero esta resulta más singular por darse en un vehículo festivo del partido Podemos...

¡Quién sabe si en unos años esta joven no se presentará a candidata de algo del partido morado!

Por lo pronto, este tipo de acciones están consideradas como faltas graves y la protagonista del vídeo se expone a una multa de entre 751 y 1.500 euros...