Elecciones Generales 2019

¿Sabías que Pablo Iglesias exige a Sánchez tres vicepresidencias en el ‘Gobierno Frankenstein’?

¿Sabías que Pablo Iglesias exige a Sánchez tres vicepresidencias en el 'Gobierno Frankenstein'?
Pablo Iglesias y Pedro Sanchez. EP

El personaje es un desastre para España, pero ahí está más feliz que una perdiz (Rosa Díez: «Pedro Sánchez es una vergüenza como presidente y como hombre»).

Todavía los españoles no hemos votado y ya vemos a la izquierda sectaria española, representada por Podemos y su lider supremo y nuevo rico, Pablo Iglesias, repartiéndose el poder pensando en su «Gran plan» (Si las encuestas aciertan, habrá ‘Gobierno Frankenstein’ pero Sánchez tienta a Rivera).

Un «Gran plan» que tiene como fundamento principal perpetuarse en el poder, como sea. (Daniel Lacalle no se corta un pelo y liquida a Pablo Iglesias dejándolo como un mentiroso compulsivo)

Pablo Iglesias ya ha advertido a Pedro Sánchez de que la única fórmula para lograr su apoyo a la investidura será la de un gobierno de coalición, una solución que el líder del PSOE ha descartado, en público (Hermann Tertsch sale a cuchillo contra Sánchez: «Nunca España ha tenido a alguien tan mentiroso y carente de vergüenza»).

Pese a esa provisional negativa -los socialistas sí asumen en privado que sólo así llegarán a La Moncloa- Iglesias ya ha empezado a diseñar ese Ejecutivo, que ampliaría su organigrama con hasta tres vicepresidencias, según recogen L.Sela y R.Tejero en okdiario

Esas vicepresidencias ya tienen incluso denominación, según se recoge en el programa electoral de Podemos para el 28 de abril.

Así, Podemos plantea una de ‘Transición Ecológica y Nuevo Modelo Industrial’ «para dirigir y coordinar estas reformas con el resto de las Administraciones y agentes sociales’; otra de ‘Feminismos y Economía de los Cuidados» y otra de ‘Digitalización y Nueva Economía’. (Este jubilado deja en ridículo a Pablo Iglesias: «Tú que ahora perteneces a la casta, ¿cómo lo llevas?)

La idea de un futuro Ejecutivo con Podemos divide al PSOE y al Gobierno. El ministro de Fomento y secretario de Organización, José Luis Ábalos, afirmó esta semana que «en teoría» no le «parece negativo», aunque destacó que su apuesta es «seguir colaborando como hasta ahora» con Podemos, sin que este partido entre en el Ejecutivo, como quiere Pablo Iglesias.

El objetivo, defendió, es aplicar «el mismo esquema» que el actual, es decir, con «independientes de orientación socialista» sentados en el Consejo de Ministros.

«Con Podemos hemos desarrollado estos meses una acción de gobierno positiva y esa colaboración debería seguir dándose, pero no tengo tan claro que en una coalición de gobierno, sí con fórmulas de colaboración como hasta ahora», argumentó en una entrevista en la SER.

Por su parte, la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, sí se ha mostrado partidaria de «explorar» un gobierno de coalición con Podemos, si esta fuera la única opción para la investidura de Pedro Sánchez.

«Si con Podemos se suma para poder conformar una mayoría suficiente, evidentemente es una posibilidad que el gobierno exploraría, igual que exploraría otras», señaló, en una entrevista con la agencia EFE.

Iglesias pretende liderar a través de esas nuevas vicepresidencias buena parte de los asuntos que marcan su propuesta política, con especial hincapié en el ámbito del feminismo y las iniciativas sociales.

Así, Podemos plasma en su programa, revelado este viernes, la propuesta, anunciada semanas atrás, de una asignatura ‘de feminismos’, e impone que «los contenidos feministas serán transversales a lo largo de toda la educación».

Además, entre otras medidas, pretende «instaurar la paridad en las Administraciones Públicas y en los organismos financiados con dinero público», de forma que «en el plazo de cuatro años, los distintos órganos públicos, como el Consejo de Ministros y Ministras, tribunales de justicia como el Tribunal Supremo y las entidades cuya financiación proceda en una proporción relevante de dinero público, como la Real Academia de la Lengua deberán tener una composición paritaria». «De no ser así» -avisa- «se retirará la financiación pública».

La formación recoge también el derecho a «disfrutar de la libertad sexual» y «para garantizarlo, se pondrá un énfasis especial en la educación afectivo-sexual dentro del sistema educativo».

Además, avanza que, si gobierna, aprobará una ley para la ‘protección de la libertad sexual de todas las personas y la erradicación de las violencias sexuales’ que contendrá el polémico ‘sólo sí es sí’, la necesidad de un consentimiento expreso en las relaciones sexuales.

 

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído