Así es imposible pedirle a Rufián seriedad en el Congreso: Vean cómo Marlaska le ríe la última payasada

EL DE ERC LE DICE A SANTIAGO ABASCAL (VOX) QUE SE DÉ POR CONTENTO DE QUE MANDEN POLICÍAS Y NO INSPECTORES DE HACIENDA AL BARRIO DE SALAMANCA

¿Cómo va a contener Rufián su verborrea? Vean a Marlaska aplaudiéndole la última payasada del día

El diputado soberanista vuelve a hacer del Congreso de los Diputados su particular patio de colegio

Ha confundido la tribuna o el escaño que ocupa en el Congreso de los Diputados con una pista de circo o el escenario del Club de la Comedia.

Gabriel Rufián, líder de ERC, se sabe prácticamente indispensable para sostener a Pedro Sánchez al frente del Gobierno de España y se puede permitir todo tipo de licencias y de verborreas de mayor o menor calado.

El parlamentario soberanista está sacando en estos dos meses largos del estado de alarma su faceta más ácida, maleducada y gamberra, amén de la chantajista contra el propio presidente del Gobierno.

Terminadas sus inacabables exhibiciones con objetos de todo pelaje como impresoras, esposas, camisetas o mapas inventados, a Rufián se le viene calentado con demasiado exceso la lengua e igual que un día tras otro amenaza a Pedro Sánchez para recordarle que si sigue echándose en los brazos de Inés Arrimadas (Ciudadanos) su futuro en La Moncloa puede acabarse en menos que canta un gallo, tampoco se deja en el tintero a los vecinos del barrio madrileño de Salamanca.

El portavoz de ERC en el Congreso, Gabriel Rufián, le ha pedido este 20 de mayo de 2020 en el pleno del Congreso de los Diputados a Santiago Abascal, líder de VOX, que rezase para que Fernando Grande-Marlaska no enviase inspectores de Hacienda en lugar de policía al barrio de Salamanca de Madrid, principal foco concrentración de las caceroladas contra el Gobierno socialcomunista de Pedro Sánchez y Pablo Iglesias.

Se queja de que Marlaska le envíe a la policía. Rece para que no le mande inspectores de Hacienda porque se dispersaría esa gente que hace ruido con la cubertería de plata.

Seguramente, en otras circunstancias, la frase de Rufián hubiese caído en el más absoluto de los olvidos o de los desprecios, si bien a este tipo de políticos es precisamente el que les ignoren el peor de los desprecios que se les puede hacer.

Sin embargo, el ministro del Interior, ese juez venido a menos llamado Fernando Grande-Marlaska, ha venido a demostrar que su Ejecutivo, aunque se apoye en Ciudadanos para la aprobación de la quinta prórroga del estado de alarma, necesita tener buena sintonía con ERC y por eso se le ríen las gansadas a Gabriel Rufián, no vaya a ser que este apriete el botón rojo y la imberbe legislatura acabe saltando por los aires.

La periodista Isabel San Sebastián, perfecta conocedora de la vida parlamentaria y que sigue al detalle el desarrollo de las sesiones parlamentarias en la Carrera de San Jerónimo, subió un tuit que define claramente al político independentista.

 

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Los vídeos más vistos

Lo más leído