Cataluña y Dinamarca

Se nos decía que Cataluña es como Dinamarca, como queriendo dar a entender que los demás españoles estamos más retrasados. La casualidad (llamémosle así) hizo que pudiéramos comparar Dinamarca y Cataluña.
Representando a Cataluña estaba quien hasta hace poco ha sido su presidente y que incluso a pesar de las circunstancias se insiste en que lo vuelva a ser. Sus intervenciones demostraron que se trata de un zascandil que habla con desparpajo de todo, sin tener ni idea de nada. Ni para jornalero serviría, puesto que un día vio un campo de cebada y dijo que era trigo. Qué pensarán los daneses de los catalanes después de haberlo visto actuar. Diríase que sus ancestros no provienen del mono, como los de los demás, sino que alguna especie de asno debió de colarse en la evolución sin que Darwin lo advirtiera. Nadie es infalible, ni siquiera ese genio al que tanto detestan los Testigos de Jehová.
En representación de Dinamarca estuvo una profesora, que demostró ser una señora y civilizada, que no tenía nada que ver con el energúmeno que tenía enfrente. A tenor de los representantes de ambos lados, el país nórdico no tiene nada que ver con esa región del nordeste de España, por la cual no sólo pastan jumentos como el citado, sino también otros especímenes dignos de estudio en un laboratorio, como algunas verduleras histéricas, rufianes ridículos, y otros caganers.
Tuvo que ser esta señora danesa quien le explicase al melón que tenía delante que en democracia se respeta la ley, cosa que él no sabía porque no sólo se la ha saltado muchas veces, sino que, en su torpeza, ha presumido de hacerlo.
Pero no es el único. Otra representante de Cataluña, nada menos que la actual alcaldesa de Barcelona, sólo superada en estupidez de entre los alcaldes por el de Valencia, también dijo que sólo respetaría las leyes que le parecieran justas.
Conque Cataluña es comparable a Dinamarca. Eso sería antes de que los mangantes esos se acomodaran en sus instituciones.

‘2016.Año bisiesto’
‘El Parotet y otros asuntos’

‘Diario de un escritor naíf’
‘Yo estoy loco’
‘Valencia, su Mercado Central y otras debilidades’
‘1978.El año en que España cambió de piel’
‘Septiembre puede esperar’
‘La gran trampa’

Recibe nuestras noticias en tu correo

Vicente Torres

Vicente Torres es Coautor de '1978. El año en que España cambió de piel' y autor de 'Valencia, su Mercado Central y otras debilidades' y 'Yo estoy loco', 'Diario de un escritor naíf', 'El Parotet y otros asuntos' y '2016. Año bisiesto'. He participado en los libros 'Tus colores son los míos', 'Enrique Senís-Oliver' y 'Palabras para Ashraf'.

Lo más leído