Para empezar el año: ¡Viva el Rey!

Resulta tranquilizador contar con una figura institucional que no necesita hacer promesas que no piensa cumplir para conseguir votos, sino simplemente garantizar el orden constitucional y procurar la concordia entre los españoles.
Aznar prometió la independencia de los jueces, y se le olvidó enseguida la promesa. Si la hubiera cumplido la situación actual de España sería muy distinta. Lo del sinvergüenza que ocupa ahora La Moncloa es otra cosa. Su propósito es vivir a todo tren, o a todo falcon mejor dicho, a costa de los españoles, mientras le sea posible.
Que el Rey cumple su función de forma serena y satisfactoria quedó claro aquel 3 de octubre en el que frenó un lamentable intento de unos tipos grotescos e insuperables en su cobardía. Frenó también al mismo tiempo la traición que intentaba Sánchez, aunque la pudo llevar a cabo tiempo después debido a una torpeza de Riverita que le proporcionó la coartada al PNV.
Otra prueba contundente de la conveniencia de mantener la monarquía en España viene dada por el hecho de que todos los malasombras del país atacan de forma denodada. Por ejemplo, los de Podemos, que quieren llevar a los españoles a la ruina, del modo más rápido posible, la ven como obstáculo para cumplir sus propósitos. Obsérvese que al igual que los líderes de Venezuela que han llevado a su país a la ruina, pero ellos viven en la opulencia, los líderes podemitas también se procuran viviendas de lujo, y guardias civiles que se las vigilen. Están de acuerdo con que se apalee a guardias civiles en Alsasua, pero los piden para vigilar sus casas.
Los Torras, Torrentes, Rufianes y similares también quieren acabar con la monarquía en España. Desean el mal a los españoles, de eso no cabe ninguna duda. Que digan que no se sienten españoles es prueba de su maldad y de su idiotez.

‘2016.Año bisiesto’
‘El Parotet y otros asuntos’

‘Diario de un escritor naíf’
‘Yo estoy loco’
‘Valencia, su Mercado Central y otras debilidades’
‘1978.El año en que España cambió de piel’
‘Cavilaciones y melancolías’
‘Necesidades emocionales’

Recibe nuestras noticias en tu correo

Vicente Torres

Vicente Torres es Coautor de '1978. El año en que España cambió de piel' y autor de 'Valencia, su Mercado Central y otras debilidades' y 'Yo estoy loco', 'Diario de un escritor naíf', 'El Parotet y otros asuntos' y '2016. Año bisiesto'. He participado en los libros 'Tus colores son los míos', 'Enrique Senís-Oliver' y 'Palabras para Ashraf'.

Lo más leído