• Director: José Manuel Vidal
Diócesis
Descubrimiento de América
Argüello espera que este simposio ayude a "quitar algunas piedras del camino" del proceso de beatificación, actualmente paralizado en la Santa Sede, y que emprendió en 1957 el entonces arzobispo de Valladolid José García Goldára

El obispo auxiliar de Valladolid, Luis Javier Argüello, ha rechazado hoy que el Descubrimiento de América fuera "un genocidio" por parte de la Corona de Castilla y de la principal promotora de esa gesta histórica, la reina Isabel Católica, cuya figura analiza desde hoy un simposio internacional en esta capital.

"Además de injusto, no responde a la verdad histórica de las cosas" esa afirmación que cada año, con motivo de la celebración del Día de la Hispanidad y Fiesta Nacional de España (12 de octubre), "se escucha con frecuencia", ha argumentado Argüello durante la apertura de esta reunión académica que durará hasta el 19 de octubre.

Lejos de esa consideración, el prelado ha llamado la atención sobre el significado y la dimensión que supuso el hecho de "conocerse mutuamente" los habitantes de ambas orillas del Atlántico: "La realidad de otras personas, otras culturas y lenguas", ha referido.

Al enfocar la figura de Isabel la Católica o I de Castilla, protagonista del simposio, Argüello ha lamentado la frecuencia con que aparecen en los medios "algún tipo de dificultad" para el progreso de la causa de beatificación de la reina, impulsada desde hace sesenta y un años por el Arzobispado de Valladolid.

 

 


 

 

Para los medios de información, ha resumido, "siempre existe algún tipo de dificultad para el que los estudios históricos no son suficientemente importantes", una controversia a cuya disolución espera que contribuya este simposio, organizado por el Arzobispado de Valladolid con el lema de "Isabel la Católica y la Evangelización de América".

La reina, principal impulsora de la Monarquía Hispánica y germen del Estado moderno, posibilitó antes, durante y después del Descubrimiento "un encuentro, un mestizaje" a través de una evangelización que propició "la afirmación fuerte de la dignidad del hombre y la apertura hacia la búsqueda de la justicia y el bien común".

Isabel I de Castilla hizo de esas premisas "una verdadera pasión", ha remachado Argüello, quien ha dado la bienvenida a los asistentes en nombre del arzobispo y titular de la diócesis, el cardenal Ricardo Blázquez, presidente de la Conferencia Episcopal, actualmente en Roma convocado como padre sinodal por el papa Francisco.

El obispo auxiliar ha mencionado la "caridad política" como rasgo distintivo y ejemplar de una reina que, a lo largo de su vida cristiana, alcanzó "un alto grado de perfección" aplicado a su estrategia política como gobernante de la Corona de Castilla y de los territorios del Nuevo Mundo entonces recién descubiertos, desde 1492 hasta su fallecimiento en 1504.

Argüello espera que este simposio ayude a "quitar algunas piedras del camino" del proceso de beatificación, actualmente paralizado en la Santa Sede, y que emprendió en 1957 el entonces arzobispo de Valladolid José García Goldáraz, quien nombró postulante al doctor Vicente Rodríguez, catedrático de Historia de la Iglesia y Canónigo Archivero de la Catedral.

La Inquisición y la expulsión de los judíos son dos de los principales obstáculos a los que se ha referido, aunque ha citado al papa Francisco para no tomar al pie de la letra la vida de los santos y de personajes ejemplares porque "también son pecadores".

"Hay que mirar el proyecto global de su existencia, el significado de su vida y la entrega en la realización de sus propósitos", ha resumido.

 

 

Durante cuatro jornadas participarán en este simposio, entre otros, el arzobispo de Toledo y cardenal primado de España, Braulio Rodríguez, quien disertará sobre el protagonismo de las órdenes religiosas en la evangelización del territorio americano, mientras que Hernán Mathieu, rector de la Universidad de La Plata, en Buenos Aires (Argentina), abordará la vertiente cultural además de la religiosa.

Otros ponentes son Guzmán Carriquiry, vicepresidente de la Comisión Pontificia para América Latina; la rectora María del Rosario Sáez (Universidad Católica de Ávila); y los historiadores José Antonio Benito (Universidad Sedes Sapientiae de Lima) y Alejandro Rebollo e Isabel del Val (Universidad de Valladolid).

(RD/Efe)