Religión
Luis Ángel de las Heras Berzal, obispo de Mondoñedo-Ferrol
El obispo se mantiene en "contacto permanente" con el vicario general, Antonio Rodríguez Basanta, con el que "comenta a diario todas las cuestiones relacionadas con el gobierno de la diócesis"

El obispo de Mondoñedo-Ferrol, Luis Ángel de las Heras, se recupera en estos momentos en Madrid de dos operaciones quirúrgicas, según confirma la propia Diócesis, que añade que estará apartado "por un tiempo más o menos prolongado".

El prelado descansa en la residencia de la Curia de los Padres Claretianos, orden religiosa a la que pertenece.

Fuentes próximas al Obispado confirman que el prelado se "encuentra bien", tras haber superado de forma satisfactoria ambas intervenciones, y que los problemas que padecía también se ha superado "plenamente", si bien el proceso de recuperación puede llevar todavía "un tiempo".

Otras fuentes señalan, además, que el obispo se mantiene en "contacto permanente" con el vicario general, Antonio Rodríguez Basanta, con el que "comenta a diario todas las cuestiones relacionadas con el gobierno de la diócesis", a la espera de poder regresar a Galicia en cuanto su salud se lo permita.

En su ausencia, es el propio vicario general quien también lo está sustituyendo en los actos que el prelado preside habitualmente, como es el caso de la misa del patrono de Ferrol, San Julián. No obstante, las fuentes antes citadas insisten en que el contacto de Luis Ángel de las Heras con la Diócesis es, a través del teléfono, y a pesar de su convalencia, "constante".

Desde Madrid, el obispo de Mondoñedo-Ferrol ha querido agradecer públicamente el afecto de todas las personas que se han interesado por su estado de salud.

(RD/Agencias)