Salud
Diabetes YT

Cada vez se tiene más información sobre el origen de la diabetes tipo 1, que en algunas ocasiones tiene que ver con la acción de un virus que, a pesar de no ser el causante de la patología, precipita su desarrollo en aquellas personas con una cierta predisposición a padecerla, según el director del laboratorio de Células Madre del Diabetes Research Institute de Miami, Juan Domínguez-Bendala.

Así, lo ha declarado durante el II Congreso de la Federación Española de Diabetes (FEDE), el pasado sábado, donde ha expuesto que se están dando importantes pasos en la investigación sobre la diabetes tipo 1 y finalmente "la cura quizá no sea el avance revolucionario que muchos esperan, sino la culminación natural de una sucesión progresiva de avances".

En la actualidad, su equipo de investigación está centrado en dos grupos de terapias, con el objetivo de curar, o al menos minimizar, el impacto que la diabetes tipo 1 tiene sobre los pacientes, en una proporción importante de niños y jóvenes. Por un lado, se están desarrollando sistemas para restablecer la masa de células beta del páncreas, que son las encargadas de producir la insulina.

Para ello, el trasplante de islotes, empleando células madre pluripotentes, es una de las vías que se están poniendo a prueba en ensayos clínicos. Además, como ha explicado Domínguez-Bendala, la regeneración endógena del páncreas endocrino, es otra de las técnicas en las que está avanzando su centro de investigación.

Por otro lado, este investigador español ha dado a conocer que también se está trabajando en el desarrollo de inmunoterapias, con el objetivo de evitar el desequilibrio inmune que se produce en los pacientes tipo 1 y que imposibilita la producción normal de la hormona de la insulina.