Evita a un grupo de padres en la inauguración de un colegio en El Paso

Espantada de Rivero

El presidente quiso evitar tener que dar explicaciones sobre las pertinaces bajas de docentes

Espantada de Rivero
Paulino Rivero durante su visita al centro escolar.

Paulino Rivero cree tener todo bajo control, pero hasta el político más previsor suele sufrir algún revés imprevisto y esto es lo que le sucedió el lunes en una visita rutinaria a un centro escolar de El Paso, en La Palma. Lo que iba a ser la clásica foto preelectoral acabó convirtiéndose en un acto incómodo puesto que varios padres se dieron cita por fuera de la instalación académica para protestar por la carencia de docentes.

El presidente del Gobierno canario tenía que inaugurar la ampliación del centro infantil y de primaria Adamancasis y cuando iba a acceder por la puerta principal observó que había una multitud de padres aguardando por él, así como representantes sindicales, para hacerle llegar su malestar por la ausencia de docentes y la pasividad de la Consejería de Educación a la hora de agilizar las sustituciones.

La representante de la Asociación de Madres y Padres de Alumnos del Colegio Mayantigo, Dora Jiménez, explicó a los medios de comunicación que cubrían el acto que ellos no pensaban «reventar el acto», sino que pretendían recordarle a Rivero que los alumnos de sexto A de dicho centro llevaban más de mes y medio sin tutor.

El sistema actual de cubrir vacantes que tiene en marcha el departamento educativo falla si las bajas superan las tres semanas, puesto que no hay forma de que un profesor pueda compatibilizar sus grupos más los que puedan venirle por añadidura.

Asimismo, también había representantes del propio centro Adamancasis que criticaron el «lavado de cara» que se había hecho en las instalaciones para que el presidente se hiciese la foto. Señalaron que «las nuevas aulas tienen defectos, se mojan, las canchas no están techadas y todavía no se ha hecho nada, aunque se les dio un lavado de cara para la asistencia del presidente. Este tipo de actos no son sino un despilfarro para las arcas públicas y una foto electoral”.

Rivero, una vez recorridas las instalaciones, replicó a la pregunta sobre las quejas de los padres de alumnos y de los sindicatos que “lo importante no son los conflictos, lo importante es lo que estamos haciendo en positivo”.

Precisamente, al abandonar el colegio Adamancasis, donde adquirió el compromiso de techar las canchas deportivas, los padres y madres que aún esperaban en la puerta principal, sí pudieron hacerle entrega del documento que recoge sus reivindicaciones y que pasa por la suspensión del plan de sustituciones.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído