El líder nacional del PSOE y el castellanomanchego habrían pactado formar tándem en las primarias

¿Han formado García Page y Pérez Rubalcaba una sociedad de ‘socorros mutuos?

Emiliano imitaría así a Cospedal en su doble papel de secretaria general y líder de su partido en Castilla-La Mancha

¿Han formado García Page y Pérez Rubalcaba una sociedad de 'socorros mutuos?
Emiliano García Page con Alfredo Pérez Rubalcaba. PD

La jugada ayudaría a Rubalcaba a neutralizar a posibles candidatos en las primarias del PSOE, como Carmen Chacón, Eduardo Madina o Patxi López

La idea de un pacto en torno a las primarias socialistas entre el secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, y el secretario regional y alcalde de Toledo, Emiliano García-Page, puede tener o no futuro, pero es verosímil, corre como la pólvora y no tiene desperdicio.

Cuenta El Digital de Castilla La-Mancha que circula con profusión en medios políticos a partir del Debate sobre el estado de la Nación y las más que llamativas intervenciones en el mismo de Rubalcaba en torno a Castilla-La Mancha, especialmente su andanada contra la reforma del Estatuto de Autonomía impulsada por la presidenta de la Junta y secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal.

Page y Rubalcaba habrían pactado formar un tándem para las primarias a cambio de apoyo mutuo y un impulso mediático al alcalde de Toledo como candidato a la Presidencia de la Junta de Comunidades.

Es una idea que tiene mucho sentido y en la que, según círculos políticos de Madrid, estaría teniendo una destacada participación como mediador José Bono, expresidente del Congreso y de Castilla-La Mancha y «padrino» político de Page, al que está muy interesado en lanzar su carrera política más allá de la comunidad autónoma.

Page apoyaría la candidatura de Rubalcaba en las primarias socialistas y a cambio el secretario general incluiría al alcalde de Toledo en un puesto de mucha relevancia en la próxima dirección federal del PSOE y daría al tiempo cobertura nacional de los asuntos más críticos de Castilla-La Mancha.

Ese acuerdo ya habría empezado a tener vigor en el Debate de la Nación, donde Rubalcaba impulsó de forma muy llamativa varios asuntos de la actualidad castellano-manchega.

La intención de Page, según esta teoría, sería acaparar protagonismo en la nueva dirección socialista y tener mucha más presencia en los medios nacionales, con el objetivo de hacerse más visible y popular con vistas a su propia batalla electoral frente a Cospedal en la primavera de 2015.

Page imitaría así a Cospedal en su doble papel de secretaria general del PP y líder de su partido en Castilla-La Mancha, en la idea de que así podrá hacer frente a las elecciones autonómicas en mejores condiciones.

A cambio Rubalcaba obtendría el apoyo de Page y neutralizaría mucho mejor a otros posibles candidatos en las primarias del PSOE, como Carmen Chacón, Eduardo Madina o Patxi López, entre otros.

No parece, por tanto, que Page quiera dar ahora el salto nacional y presentar su propia candidatura a las primarias, sino que prefiere intentar primero ocupar el poder en Castilla-La Mancha y usar a la región como trampolín para objetivos mayores en el futuro.

 

Te puede interesar

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído