SE PRESENTARÁ TRAS EL VERANO

Monago anuncia una rebaja fiscal de 50 millones que incluye una rebaja del IRPF

Incluye una rebaja del IRPF que afectará al 90 por ciento de los contribuyentes

El presidente del Gobierno de Extremadura, José Antonio Monago, ha anunciado una reforma fiscal de un mínimo de 50 millones de euros, que incluye una rebaja del IRPF que afectará al 90 por ciento de los contribuyentes.

Esta reforma incluye una reducción mínima del impuesto de la renta en un 15 por ciento de media para rentas inferiores a 24.000 euros y la devolución de más de 300 euros de media a cada contribuyente en cada ejercicio.

Los detalles de la rebaja del impuesto de la renta se conocerán después del verano, que es cuando está prevista la presentación de la reforma fiscal en la que ya trabaja el consejero de Hacienda y Administración Pública, Clemente Checa, y que según ha avanzado Monago contemplará también las medidas ya anunciadas en el pasado Debate sobre el Estado de la Región, por valor de 26 millones de euros.

Entre ellas se encuentra la supresión total del canon del agua en dos años, que supondrá una rebaja de 17 millones, así como la eliminación del céntimo sanitario, que significará un ahorro para los extremeños de 8,7 millones en 2015.

Asimismo, Extremadura será la única comunidad autónoma española en la que sus ciudadanos estarán exentos del impuesto de sucesiones y donaciones a cambio de invertirlo en pymes extremeñas, mientras que todas aquellas empresas que inviertan en la región contarán con una reducción del 50 por ciento en los impuestos autonómicos.

El jefe del Ejecutivo regional, en un desayuno de trabajo organizado por el Banco Santander en Mérida para presentar su programa Santander Advance destinado al impulso de las pymes, ha señalado que con esta rebaja fiscal pretende que «el dinero esté en la capacidad de gasto de los ciudadanos».

«Que esté en el bolsillo de nuestros paisanos, y que juntos podamos consolidar la recuperación económica de Extremadura»

BAJADA DE IMPUESTOS

José Antonio Monago ha subrayado que adopta esta decisión porque el PP apuesta por la reducción de los impuestos.

«Porque creemos en los impuestos bajos y porque es nuestro modelo, y porque nos lo permiten unas cuentas estabilizadas que nos permiten seguir estimulando el crecimiento económico y la generación de riqueza en nuestra región»

El dirigente extremeño, que ha recordado que en 2013 Extremadura fue la única comunidad que redujo los impuestos, ha señalado que la bajada ya está dando «resultados». Así, ha señalado que se ha producido un aumento en los ingresos del 24,5 por ciento por el impuesto de sociedades, de un 11,5 por ciento en el IRPF y del 40 por ciento en la recaudación de IVA, que «es la muestra evidente y objetiva de una recuperación del consumo».

«Cuando se bajan los impuestos y se estabilizan las cuentas, se recauda más, se consume más, y se crea más empleo», ha señalado Monago, quien no obstante ha reconocido que hay que «seguir mejorando» la financiación de las empresas.

En este sentido, ha recordado que el Gobierno extremeño ha implementado una política de «estímulo» para los autónomos, con ayudas directas, préstamos, exención de tasas, y también con medidas encaminadas a mejorar la financiación de las pymes a través de fondos como Jeremy, dotado con 30 millones de euros.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído