El popular Monago supera ampliamente al socialista Fernández Vara

El PP amplía su ventaja sobre el PSOE en Extremadura, pero Ciudadanos puede ser clave

E partido de Albert Rivera, será la tercera fuerza y tendrá la llave del Gobierno regional

El PP amplía su ventaja sobre el PSOE en Extremadura, pero Ciudadanos puede ser clave
José Antonio Monago

José Antonio Monago hizo historia en 2011, cuando se convirtió en el primer presidente del PP de la historia en la Junta de Extremadura. El candidato del PP logró entonces lo que parecía imposible, como era, y es, pactar con Izquierda Unida para que sus tres diputados le permitieran ser investido como presidente regional.

Luego consiguió el más difícil todavía: mantenerse cuatro años en el poder, sin que Izquierda Unida promoviera una moción de censura, que le habría colocado de forma matemática en la oposición.

El triple salto mortal de Monago puede producirse ahora, en mayo de 2015, si consigue repetir victoria en esa Comunidad y allanar el camino para un segundo mandato, tal y como se refleja en la encuesta de GAD3 para ABC.

Explica Mariano CAalleja en ‘ABC‘ que, como ocurrió en mayo de 2011, el PP volvería a ganar las elecciones autonómicas del 24-M en Extremadura, feudo histórico e inexpugnable del PSOE al menos hasta hace cuatro años. Y como entonces, lo haría sin mayoría absoluta, por lo que necesitaría algún tipo de pacto.

La candidatura encabezada por Monago lograría el 37,9 por ciento de los votos, lo que supone una pérdida de 8,3 puntos. Es un desgaste algo menor que el que sufre su partido en el conjunto de España, y en otras Comunidades Autónomas. En Madrid, por ejemplo, el retroceso del PP bordea los 20 puntos ahora mismo.

Desplome del PSOE

La caída del PP extremeño sería, por tanto, asumible a la hora de intentar formar Gobierno de nuevo. En primer lugar porque sigue siendo el partido ganador; y en segundo, porque su más directo competidor, el PSOE de Guillermo Fernández Vara, se desploma aún más.

Los socialistas se sitúan en el 33,9 por ciento de estimación de voto, cuatro puntos menos que el PP (en 2011 eran 2,7), y casi 10 puntos menos del porcentaje de voto que lograron en las urnas en 2011.

Fernández Vara, que perdió la moción de censura que presentó contra Monago hace un año, podría obtener el peor resultado de la historia del PSOE en las autonómicas extremeñas, si se confirman estos resultados.

Traducido en escaños del Parlamento regional, compuesto por 65 diputados con una mayoría absoluta de 33, el PP lograría entre 26 y 27 diputados, frente a los 24 ó 25 del PSOE.

Los pactos, por tanto, serán imprescindibles para la investidura del presidente autonómico.

En esta ocasión, el PP no podrá contar con Izquierda Unida, que desaparece del mapa electoral extremeño, según la encuesta de GAD3, al no llegar a la barrera del 5 por ciento de los votos. Se quedaría con un 3,8 por ciento, por lo que perdería los tres escaños que tenía hasta ahora, y que, con su abstención, permitieron gobernar a Monago esta legislatura que acaba.

En el nuevo escenario político, las opciones se reducirían a dos: Ciudadanos y Podemos. El partido que lidera Albert Rivera se sitúa como tercera fuerza regional, con un 10,5 por ciento de votos, obtenidos de los fugados del PP y una parte del PSOE. Con esa estimación de voto sumaría siete u ocho diputados, que serían suficientes para Monago, pero también podrían serlo para Fernández Vara.

El partido más votado

Ciudadanos tendría que optar entre permitir que gobierne el partido más votado, o bien respaldar la candidatura de izquierdas encabezada por el PSOE. La llave podría estar así en su poder, aunque en este caso si se lava las manos y se abstiene, la balanza del Gobierno podría inclinarse hacia el PSOE, por una hipotética suma de votos de los socialistas y Podemos.

La formación de Pablo Iglesias es la cuarta, con una estimación de voto del 8,3 por ciento y seis diputados. Aun sumándose al PSOE no alcanzarían la mayoría absoluta, pero juntos sí adelantarían al PP. Por eso, la decisión de Ciudadanos será la clave en la investidura del presidente autonómico. Haga lo que haga, la Junta de Extremadura estará en sus manos.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído