El Ministerio del Interior toma el control de los Mossos y los pone bajo el mando de un coronel de la Guardia Civil

El Govern independentista catalán asegura que los Mossos no obedecerán al Gobierno de España

Se mandan policias nacionales y guardias civiles con la excusa de dar apoyo, pero es que nadie se fía ya de los agentes autonómicos

El Govern independentista catalán asegura que los Mossos no obedecerán al Gobierno de España
El consejero Forn y el mayor de los mossos Trapero. CT

La Fiscalía de Cataluña ha convocado este 23 de septiembre de 2017 los mandos de los Mossos d’Esquadra, la Guardia Civil y la Policía Nacional para comunicarles que, a partir de este momento, la policía autonómica pasa a estar bajo control del Ministerio del Interior bajo un mando unico.

El jefe del Gabinete de Coordinación y Estudios de la secretaría de Estado del Ministerio de Interior, el coronel de la Guardia Civil Diego Pérez de los Cobos asumirá las tareas de mando de todos los cuerpos (¿Qué les pasará a los Mossos si incumplen la orden de la Fiscalía y no retiran las urnas ilegales?).

La decisión se apoya en el artículo 46 de la Ley de Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, que dice:

«Cuando en una actuación concreta concurran simultáneamente miembros o Unidades de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y de la Policía de la Comunidad Autónoma, serán los Mandos de los primeros los que asuman la dirección de la operación».

El consejero del Interior catalán, Joaquim Forn, ha asegurado que los Mossos no aceptan la coordinación del Gobierno, y así lo ha hecho saber en la reunión el mayor, Josep Lluis Trapero.

Forn es el inepto que distinguía entre víctimas españolas y catalanas, durante las horas aciágas de los recientes atentados islamistas de La Rambla y Cambrils.

Su negativa a aceptar la orden del Gobierno de España, abre una crisis que puede pasar de manera inevitable por la retirada definitiva de las competencias de seguridad a la policía autonómica, y su asunción por parte de la Guardia Civil y Policía Nacional.

Con la negativa del Govern de este sábado todavía no se ha producido una desobediencia ‘tangible‘ de la policía catalana. Esta se haría efectiva el próximo lunes, durante la primera reunión de coordinación.

Si en este encuentro, el ‘major‘ Trapero no se presenta, o no acepta las órdenes del teniente coronel Pérez de los Cobos, entonces sí se produciría un «desacato» y, en consecuencia, tendría que ser formalmente imputado, relevado del cargo y quizá detenido.

LA POSTURA DEL FISCAL

El fiscal superior José María Romero de Tejada mantuvo una reunión el pasado 21 de septiembre con los máximos cargos de los Mossos d’Esquadra, la Policía Nacional y la Guardia Civil para conocer los detalles de sus acciones para frenar el referéndum del 1-O.

Según relata el diario La Vanguardia, también anunció que los Mossos pasarían a estar bajo el mando del Ministerio de Interior, para facilitar la coordinación entre los distintos cuerpos (Los Mossos se pasan por la entrepierna la orden de la Fiscalía de impedir el referéndum ilegal).

Josep Lluís Trapero, jefe de la policía catalana, pidió que esa orden se diera por escrito y se mostró contrario a que un teniente coronel de la Guardia Civil, número tres en el Ministerio de Interior, pasara a liderar sus acciones.

Los Mossos rechazan tener que depender de una coordinación de un cargo político, y han argumentado que sea la Junta de Seguridad de Cataluña el órgano que tome las riendas de la coordinación entre las distintas policías y la Guardia Civil.

Una nueva reunión con el fiscal superior de Cataluña ha sido convocada para este sábado donde Trapero expondrá la opción alternativa, preferida por los Mossos, para evitar que Interior les tutele.

En esta misma reunión, el fiscal podría aportar la orden por escrito de Interior sobre la nueva dependencia de la policía autonómica catalana que fue solicitada por Trapero.

Los sucesos del pasado miércoles frente a la Conselleria de Economía en Barcelona, que mantuvieron casi 24 horas retenida a una veintena de agentes de la Guardia Civil en el edificio sin que los Mossos les facilitaran una salida con seguridad hasta horas más tarde podría estar detrás de esta nueva decisión.

La pelea de Cake contra los Mossos por permitir ilegalidades independentistas

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído