Como 'Pequeños mocosos' son reseñados, en un importante medio, los niños que actuaron de manera deliberada para evitar estudiar durante la cuarentena

Niños de Wuhan sabotean app de estudios a distancia para no hacer sus deberes

El distanciamiento social impuesto como una de las principales medidas para frenar el coronavirus, ha puesto en marcha la utilización de aplicaciones y otros métodos para que las instituciones educativas sigan impartiendo clases de manera virtual. Pero a muchos niños, no les agradó la idea pues prefieren estar de vacaciones  

Niños de Wuhan sabotean app de estudios a distancia para no hacer sus deberes

Desde que colegios de Wuhan, el epicentro del nuevo coronavirus, cerraron sus puertas para intentar frenar la propagación de la enfermedad, los alumnos de las escuelas de esta ciudad china han tenido que usar una aplicación para estudiar de manera virtual.

Dicha aplicación, se trata de ‘DingTalk’ y es propiedad del gigante Alibaba.

Un informe de London Review of Books detalla que un gran número de estudiantes se pusieron de acuerdo para puntuar con la nota más baja la aplicación para que Apple la retirara de su App Store.

Fue así como de ‘manera misteriosa’ los menores calificaron con la peor puntuación ‘DingTalk’. Así que, de la noche a la mañana, DingTalk pasó de 4.9 a 1.4 estrellas.

¿Qué hicieron los ‘pequeños mocosos’?

Como señalaban en Technode, la aplicación se había convertido en tendencia por las millones de descargas que hicieron posible que muchos alumnos pudieran seguir las clases a pesar de estar encerrados en sus casos.

Eso no gustó a muchos de los infantes, que querían estar de vacaciones, no en clases remotas con deberes.

Las calificaciones mínimas de la aplicación comenzaron a propagarseen la App Store china: en un éxito de la mañana a la noche tras la activación de la cuarentena.

Los profesores comenzaron a usar una aplicación DingTalk en la que los estudiantes debían registrarse para poder unirse a las clases online y también para recibir deberes en caso de que los profesores los mandaran. Pero como cuentan en London Review of Books:

Presumiblemente, los niños estaban contentos de estar fuera de la escuela, hasta que se introdujo una aplicación llamada DingTalk. Los estudiantes deben registrarse y unirse a su clase para lecciones en línea; los maestros usan la aplicación para dejar la tarea. De alguna manera, los pequeños mocosos encontraron que si suficientes usuarios le dieran a la aplicación una revisión de una estrella, se iría de la App Store. Decenas de miles de comentarios se inundaron, y la calificación de DingTalk se desplomó de la noche a la mañana de 4.9 a 1.4. La aplicación ha tenido que pedir clemencia en las redes sociales: «Yo solo tengo cinco años, por favor no me maten».

En Google Play la aplicación no tiene en estos momentos una puntuación suficiente para mostrar un resumen con una clara polarización: hay muchas puntuaciones perfectas (5) pero aún más puntuaciones mínimas (1).

 

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Yéssica Salazar

Licenciada en Comunicación Social, mención Periodismo. Con Máster en Gerencia y Tecnologías de la Información. Con infinito amor por el periodismo y los medios audiovisuales que me han permitido conocer nuevos senderos, diferentes y desconocidos.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído