La modificación de la política de privacidad está generando gran incertidumbre entre los usuarios de la app

WhatsApp intenta frenar la fuga masiva de usuarios y afirma que mensajes y llamadas seguirán siendo privados

La aplicación insiste en que las conversaciones están protegidas con encriptación de extremo a extremo

WhatsApp intenta frenar la fuga masiva de usuarios y afirma que mensajes y llamadas seguirán siendo privados
WhatsApp PD

WhatsApp está viviendo una fuga masiva de usuarios tras los cambios que está realizando en su política de privacidad.

En un intento por calmar a los usuarios, la aplicación de mensajería afirmó que las modificaciones no afectarán a la privacidad de los mensajes y llamadas a través de la plataforma, ya que las conversaciones están protegidas con encriptación de extremo a extremo.

Desde hace una semana, usuarios de WhatsApp han encontrado al abrir la aplicación un mensaje que les avisa de un próximo cambio en su política de Condiciones y Privacidad, que entrará en vigor el 8 de febrero.

Estos cambios se refieren a los datos que recopila WhatsApp de los usuarios y a su tratamiento.

También a la forma en que los negocios pueden usar los servicios alojados de Facebook para almacenar y administrar sus chats de WhatsApp. Cambios que deberá aceptar para seguir usando la app a partir del 8 de febrero.

La compañía señaló que las nuevas políticas no suponen cambios materiales en el procesamiento de los datos para los usuarios de la Unión Europea, y asegura que WhatsApp no todavía no comparte los datos de dichos usuarios con Facebook con el fin de que la empresa matriz los use para mejorar productos y anuncios.

Sin embargo, WhatsApp pertenece a Facebook, y el cambio en las políticas, y el requisito de aceptarlo para poder seguir usando el servicio de mensajería, han alarmado a muchos usuarios, que han entendido que la compañía tiene o tendrá acceso al contenido de sus conversaciones.

Por ello, WhatsApp ha querido dejar «100% claro» que continua protegiendo la privacidad de los mensajes con encriptación de extremo a extremo.

Esto significa, como explica en una infografía compartida en su perfil de Twitter, que ni WhatsApp ni Facebook no pueden ver los mensajes privados ni escuchar las llamadas.

La plataforma no mantiene registros de las personas a las que escribe o llama el usuario, ni puede ver la ubicación compartida.

Asegura que no comparte los contactos con Facebook y que los Grupos también son privados.

Asimismo, recuerda que los usuarios pueden establecer un temporizados para que los mensajes desaparezcan de forma automática, e incluso descargar los datos.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído