Doble rasero.

Cementera mexicana se ofrece para construir el muro de Donald Trump

El gigante Cemex.

Para el negocio en el que nosotros estamos, Trump es un candidato que favorece bastante la industria

La muralla, que según Trump sería financiada con las remesas que envían los mexicanos que viven en Estados Unidos, recorrería un vasto desierto y montañas a lo largo de la frontera más transitada del mundo, de unos 3.200 kilómetros de longitud.

En una entrevista, Enrique Escalante dijo que la empresa, donde el gigante Cemex tiene una participación indirecta de un 23 % que planea vender, podría tomar parte en la obra suministrando a los constructores el concreto y el cemento necesarios para su ejecución.

«No podemos ser selectivos«, comentó el directivo de GCC, que tiene su sede en el fronterizo estado mexicano de Chihuahua. «Somos un productor importante en esa zona y tenemos que respetar a nuestros clientes en ambos lados de la frontera», añadió.

Las acciones de la compañía ganaban un 1.59 % en la bolsa local a 64.0 pesos, su precio más alto desde enero de 2008.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído