Tecnología viral

Así es CIMON, el primer asistente espacial con IA, que hará su servicio en la Estación Espacial Internacional

Así es CIMON, el primer asistente espacial con IA, que hará su servicio en la Estación Espacial Internacional
CIMON Airbus

CIMON, MOw Interactive Mobile, el primer robot asistente espacial con Inteligencia Artificial (IA), llegará a la Estación Espacial (ISS, por sus siglas en inglés) el lunes 2 de julio, a bordo de la nave automática Dragon, un carguero espacial de Space X que despegó el 29 de junio con este destino.

Se trata del primer robot asistente espacial que incorpora inteligencia artificial. Ha sido desarrollado por Airbus y DLR, la agencia espacial alemana, dentro del proyecto Mobile Companion, una investigación de la Agencia Espacial Europea (ESA) que explora el uso de la inteligencia artificial «como una forma de mitigar el estrés y la carga de trabajo de la tripulación durante vuelos espaciales a largo plazo», según Beatriz de Vera, N+1.

El robot puede ver, escuchar, entender, hablar y volar. Es prácticamente esférico, pesa cinco kilogramos y tiene un diámetro de 32 centímetros. Su predecesor robótico fue el «cerebro volador» del profesor Simon Wright, con sensores, cámaras y un procesador de voz en la serie de dibujos animados de 1978 Captain Future. Casi 40 años después, CIMON, el asistente de vuelo y de asistencia del astronauta, podría convertir la ciencia ficción en un «hecho científico».

Airbus

A bordo del complejo orbital, CIMON se convertirá en el nuevo «miembro de la tripulación», como un experimento tecnológico que pretende demostrar la cooperación entre humanos y máquinas inteligentes. La tecnología Watson AI de IBM Cloud proporciona inteligencia artificial controlada por voz. Los aspectos humanos del sistema de asistencia fueron codesarrollados y supervisados por científicos del Hospital Universitario Ludwig-Maximilian de Munich (Alemania). Un equipo de proyecto DLR, Airbus, IBM y LMU de aproximadamente 50 personas ha estado trabajando en la implementación de CIMON desde agosto de 2016.

«CIMON es único en todo el mundo en esta forma», explica Christian Karrasch, gerente de Proyecto CIMON en la Administración Espacial DLR en Bonn. «Hemos implementado este experimento en muy poco tiempo. Está destinado a mostrar en qué medida el trabajo de los astronautas puede ser apoyado en el módulo europeo de Columbus en la EEI y aliviarlos, en particular, de las tareas rutinarias. Idealmente, los astronautas podría usar su tiempo mejor y más efectivamente. Con CIMON estamos ingresando en un nuevo territorio y operando en el umbral de la viabilidad tecnológica».

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído