Virginia se toma a broma sus días de «tortura» en OT

(PD).- Todo el «calvario» del que hablaba Risto Mejide que tuvo que sufrir Virginia acabó y con final feliz para la Niña Azul. Ahora, la vencedora se toma a risa aquellos días de «tortura».

Fue una de las victorias más agridulces de la historia de Operación Triunfo. Virginia, alias la Niña Azul, ganó, sí, pero pocos de los miembros del programa se alegraron (por no decir ninguno salvo Risto Mejide) y de sus compañeros ni hablamos…

Pero el público (con sus mensajes y sus llamadas, que diría Jesús Vázquez) la aupó a lo más alto y ahora Virginia ya no teme a casi nadie. La ganadora de la última edición de OT está pletórica y así se dejó ver en el plató de Está Pasando, donde habló de su difícil paso por la Academia.

Aunque en el momento en que oyó su nombre en labios de Jesús Vázquez confiesa que se quedó «bloqueada», una semana después ya ha asimilado el triunfo y se siente «ganadora». La sevillana reconoció, no obstante, que su paso por el reality musical no fue un camino de rosas.

Aunque los momentos más tensos los protagonizó con Iván, otros compañeros como Anabel, Sandra o Chipper no se quedaron atrás y cabe recordar que sólo los primeros expulsados acudieron a felicitarla cuando se hizo con la victoria. Sin embargo, la nueva Virginia ya no llora ni se lamenta, sino todo lo contrario, y lanzó un mensaje envenenado a sus ex compañeros: «No entré en OT para hacer amigos, ni para fingir nada sino por una carrera discográfica».

Además, le agradece a Risto Mejide que le advirtiera al principio del programa que la estaban poniendo verde y que no se fiara de nadie (actitud que muchos le criticaron) porque «que alguien te ponga sobre aviso siempre está bien».

En exclusiva…

Claro que su extraña relación con el polémico Risto también ha dado mucho que hablar… En cualquier caso, la Niña Azul desveló este lunes que siempre ha tenido un novio fuera que la ha estado apoyando desde el primer casting.

Con quien no pudieron hablar los reporteros de Esta Pasando fue con el otro protagonista de esta historia, Risto Mejide. Aunque se desplazaron a la agencia de publicidad donde trabaja, tuvieron que conformarse con ver pasar a toda velocidad el BMW que conduce a escasos centímetros de las cámaras.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído