La nueva ficción de Mediaset se estrena con un correcto 15,9% de share

‘Hermanos’ (T5): sexo, drogas y muerte para serie grande pero pendiente de mejoras

Gran factura y un Álvaro Cervantes excepcional frente a un montaje irregular y una historia excesiva

'Hermanos' (T5): sexo, drogas y muerte para serie grande pero pendiente de mejoras

El 16 de septiembre de 2014 llegó el primer gran estreno de la ficción española a T5: ‘Hermanos’, una miniserie de 8 capítulos que gira entorno a la relación de tres amigos a lo largo de los últimos 20 años de nuestra historia. Una reversión tétrica y algo desquiciada de ‘Cuéntame’ que a pesar de haber arrancado con defectos, supone un ejemplo más de que en España la época de las series de lenguaje vulgar, los decorados de cartón piedra y las chachas andaluzas ya pasó. O al menos estamos en ello.

En 2003, la italiana Rai Uno encargó una mini serie de cuatro capítulos titulada ‘La mejor juventud’ y dirigida por Marco Tullio que recorría las últimas décadas de la historia de Italia a través de la mirada de dos hermanos unidos pero opuestos. El resultado fue tan rotundo que sus responsables decidieron adaptarla al cine y estrenarla en dos partes de tres horas cada una, estrategia que le valió a la cinta un éxito rotundo en taquilla y un premio en el festival de Cannes.

‘Hermanos’, el primer gran estreno de ficción de la temporada, ha nacido con la misma vocación que la de ‘La primera juventud’: una historia cerrada que sirve como excusa para retratar los cambios más significativos y recientes de nuestra sociedad. Pero mientras que en la italiana todo eran sutilezas y análisis psico-sociales, aquí nos encontramos un producto más tosco, de trazo grueso y tendencia al exceso.

Dos hermanos pobres, un erudito y un macarra, están enamorados de su mejor amiga -estigmatizada por ser hija de una madre soltera-. La historia arranca a mediados de los 80, por lo que el desenfreno, las drogas y el despertar sexual (de los personajes y del país) marcan los primeros pasos de la trama.

El guión explota las tres personalidades de sus protagonistas para guiarnos por tres españas ochenteras bien distintas: la de los barrios bajos, la de la movida y la de las altas esferas. Nada que no hayamos visto antes en ‘Cuéntame cómo pasó’ (TVE). La diferencia con la familia Alcántara es que aquí se engola la voz, hay más intención cinematográfica. En resumen, que es más pretenciosa y también más arriesgada.

El primer capítulo adolece de un defecto muy común: es la típica producción en el que  pasan muchas cosas, pero nada a la vez. Le falta cierta dosis de humanidad y de desarrollo. Las escenas están más centradas en la información que en el detalle.

Como en todos los pilotos, el guión se dedica a presentar personajes, lo que, inevitablemente, ralentiza la acción. Pero tranquilos, a partir de la semana que viene, la trama coge velocidad y leva anclas.

Hay cosas del guión, sin embargo, que chirrían. La más obvia es la subtrama en torno a la universidad pija en la que el hermano ‘bueno’ es medio seducido por su rector (que para colmo es guiri), el mismo que, en el próximo capítulo, le va introducir en una especie de club secreto- secta muy del rollo erótico-festivo del ‘Eyes Wide Side’ de Kubrick que tanta vergüenza nos dio en su época.

Además de un excelente envoltorio técnico (fotografía envidiable aunque sonido no tanto), la serie se sustenta en sus tres protagonistas, en tres personajes más o menos bien construidos desde el papel y mejor defendidos por sus actores: María Valverde, Antonio Velázquez y Álvaro Cervantes. De ellos, la más floja es ella- y mira que nos gusta esta chica- y el mejor, sin duda alguna, es Cervantes, capaz de hacer creíble lo increíble.

Queremos más de ‘Hermanos’ y queremos más series como ‘Hermanos’. Ya es hora de que en este país se adapten formatos como éstos, miniseries de tramas originales (no los eternos biopic) con vocación comercial, pero no familiar, que son cosas muy distintas.

 

Autor

Sergio Espí

Sergio Espí, guionista y crítico de televisión de Periodista Digital, responsable de la sección 3segundos.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído