La presentadora pide a los exconcursantes que la toquen los pechos

Mercedes Milá se deja manosear las tetas para levantar la gala de GH16 más traicionera y decepcionante

Para sorpresa de muchos, Marta es expulsada y se forma un gran alboroto en el plató

Mercedes Milá se deja manosear las tetas para levantar la gala de GH16 más traicionera y decepcionante
El exconcursante de GH16, Ricky, manosea a Mercedes Milá.

Nos quedan dos semanas para el final de ‘Gran Hermano 16’ y el 9 de diciembre de 2015 ya vivimos la primera sorpresa. Marta, la que para muchos era una de las grandes favoritas para ganar, fue expulsada junto al, previsible, Carlos. En una gala en la que volaron las ‘puñaladas’ traicioneras y los escándalos, destacó el papel de Mercedes Milá, que volvió a utilizar sus pechos como reclamo.

CONTINÚAN LOS SECRETOS

No podemos olvidar que, como dijo Mercedes Milá en esta decimosexta gala de GH16, esta es la edición de los secretos y sorpresas. Por ello, las expulsiones fueron diferentes. La presentadora hizo que Artiz y Marta se fueran a la sala de expulsiones, haciéndoles creer que habían sido los menos votados por la audiencia, por lo que el vasco y la canaria se despidieron del resto de finalistas: Niedzela, Carlos, Sofía y Han.

Pero no acabó aquí la cosa. Carlos y Sofía fueron llamados al confesionario, por lo que Han y Niedziela se quedaron solos en en salón. Todos estaban en ‘peligro’. mientras veían el cronómetro en las pantallas de las estancias de la casa.

Al final hubo dos expulsiones. La primera, la de Carlos, no le pilló por sorpresa a nadie, mientras que la segunda, la de Marta, sí fue más polémica.

Y decir que Mercedes Milá mandó un sorprendente mensaje a los exconcursantes:

Os adelanto que esta recta final va a traer sorpresas en este ‘Gran Hermano’. Como dicen mis guionistas, en ‘GH 16’ nada es lo que parece… Me dirijo a vosotros, esa novedad va para vosotros también. Preparaos todos, de costa a costa como decía Luis del Olmo, porque en unos días a lo mejor volvéis a jugar. Solo os digo que todos igual volvéis a pisar la casa.

CARLOS, EXPULSADO Y TRAICIONADO

A su llegada al plató, Carlos se enfrentó a la traición del que pensaba que era su amigo dentro de la casa, Suso, descubriendo que éste había nominado a su mujer, Ivy, aunque lo negara después.

Suso se disculpó con su amigo y Carlos contestó:

Como desde un principio me dijo que aunque fuera mi mujer no le caía bien, no lo veía tan mal que la nominara, veo mal que me mintiera.

MARTA, EXPULSADA SORPRESA

Éramos muchos los que pensábamos que esa noche, además de Carlos, iba a ser Niedziela la que se iba a ir a casa pero no. Fue Marta, una de las concursantes más polémicas de esta edición la que hizo las maletas.

A su llegada al plató, la canaria se enfrentó a sus enemigas declaradas, Amanda, Ivy y Raquel.

A Amanda, Marta le dijo:

Necesitas una psicóloga para asumir que estoy en la final.

Ivy se enfrentó así a la canaria:

Me parece patético que le digas a Sofía que lo intente con Carlos habiendo sido mi amiga. Me parece rastrero.

Mientras que Marta le contestó:

Más rastrero me parece a mí que, supuestamente yo era vuestra amiga, me metieron la puñalada. Amigas como estas no las quiero en la vida.

Marta, además, aclaró que no siente atracción por Suso como él pensaba y que siente un amor-odio que no sabía bien explicar. Una vez más, demostró lo sólida que es la relación con su novio, que le dio un bonito abrazo en el plató y le dedicó unas emotivas palabras.

LOS PECHOS DE MERCEDES MILÁ

En un vídeo vimos cómo las chicas de la casa comparaban sus pechos para ver quién lo tenía más bonito.

Tras ver el vídeo. Mercedes Milá pidió, uno por uno, a los exconcursantes que le tocasen sus senos para comprobar su naturalidad.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Sergio Espí

Sergio Espí, guionista y crítico de televisión de Periodista Digital, responsable de la sección 3segundos.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído