La presentadora se siente traicionada por alguien de su equipo

Cabreo sin precedentes de Paz Padilla ante unas comprometidas fotos suyas en el camerino

Las instantáneas no son nada del otro mundo pero en ellas aparece la conductora de 'Sálvame' probándose un vestido

Sálvame’ sigue dando palos de ciego para crear tramas ‘interesantes’. El 15 de noviembre de 2016, se sacaron de la manga una supuesta traición que despertó la ira de Paz Padilla. En realidad, fue un escándalo de poca monta y de absoluta inutilidad.

Ya lo dijimos un día antes, el 14 de noviembre de 2016, en ‘Sálvame’ están escasos de temas. Ya sólo tiran de historias mil veces vistas (La Pantoja, Raquel Bollo y su lucha contra Chiquetete…) y de contenidos morbosos y éticamente cuestionables (la explotación, sin medida, de la muerte de ‘La Veneno’).

Por todo ello, intentan colarnos cosas como que un colaborador se ha casado en secreto (algo que se mencionó de pasada pero que no parece dar más de sí) o la que nos ocupa.

Triple ‘zasca’: a Sálvame Deluxe, Paz Padilla y Kiko Rivera

Como decíamos, el 15 de noviembre de 2016, como cebo, en ‘Sálvame’ se pasaron la tarde adelantando que había unas fotos (hechas a traición) de un colaborador cambiándose de ropa en uno de los camerinos.

Pasado un buen rato se supo que la ‘víctima’ era nada más y nada menos que la presentadora, Paz Padilla. La humorista se molestó al saberlo: ¿Quién le había hecho esas fotografías y por qué las hacía públicas?

Lo que no se preguntó Padilla era cómo iban sus propios jefes a mostrar esas imágenes. Suponemos que sabe dónde trabaja y estará acostumbrada…

Primero se especuló con que eran unas imágenes de la andaluza durmiendo en su camerino no fue hasta el final del programa cuando se pudieron ver las fotografías. Resulta que eran de la tarde anterior, cuando Padilla se estaba probando un vestido.

A priori, las fotografías no tienen nada de escandaloso, pero la polémica está en que se estaba probando vestidos para la gala de Navidad que ella va a presentar en Telecinco. Es decir, que lo que querían era fastidiarle la ‘sorpresa’ de cómo iría vestida esa noche.

Al ver las fotos, Padilla se enfadó de lo lindo, alegando que le han querido hacer daño no sólo a ella, sino al diseñador de su vestido (aunque, al parecer, el que se ve en las imágenes no había sido el elegido para la susodicha gala).

Repetimos, si alguien le ha fastidiado a Paz Padilla no es quién haya hecho esas fotos, sino sus jefes que las han publicado.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Sergio Espí

Sergio Espí, guionista y crítico de televisión de Periodista Digital, responsable de la sección 3segundos.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído