El exrepresentante visita 'El programa de A.R' (Telecinco)

Ana Rosa arrincona a un ridículo Toño Sanchís que manda a «la mierda» a Belén Esteban

El mánager no demuestra ninguna de sus acusaciones en el plató de Mediaset

Toño Sanchís se sentó por primera vez en un plató de televisión este 16 de diciembre de 2016. Lo ha hecho en ‘El programa de Ana Rosa’ (Telecinco) un año después de ser acusado de robarle casi un millón de euros a su ex representada, Belén Esteban.

Toño ha llegado al plató sin querer mencionar el nombre de la que fue su mejor amiga y de la que comió durante muchos años.

Aún me cuesta mencionar su nombre. Me hace mucho daño. Yo le he tenido muchísimo cariño a esta persona.Eramos un gran equipo.He ganado mucho dinero con ella.

Le ha dicho el representante a Ana Rosa Quintana, quien ha dejado muy claro que Toño no había exigido ningún veto ni ninguna condición para la entrevista (tal y como se había dicho en ‘Sálvame’), principalmente porque a ella no le va a exigir nada nadie. Muy bien dicho.

Él, con un guion aprendido, niega todas las acusaciones pero no muestra una sola prueba porque, según él, los papeles se llevan a un juzgado.

 

Primero, cuando Quintana le ha preguntado por el dinero, él ha cambiado de tema y se ha puesto a a hablar de cuando se enteró de la acusación (en diciembre de 2015) ¿Por qué? Porque tiene muy preparada la entrevista y no se quiere saltar ni una coma por lo que queda falso.

Para desacreditar a Belén, Toño ha contado que, cuando la conoció, le dio la patada a su antiguo representante, Amador Mohedano, y le contrató a él sin consultarlo con nadie.

Pero Sanchís ha metido la pata en cuanto ha atacado a Esteban por su drogadicción, a lo que Ana Rosa le ha parado los pies de manera tajante, ya que fue la jefa de Belén durante 9 años:

Cuando Belén estaba conmigo no estaba en el estado que estaba después.

Le ha dicho la presentadora a un Sanchís cada vez más nervioso a pesar de su actitud chulesca.

Sanchís ha seguido atacando a Belén, sobre todo después de ver el vídeo en el que ella aseguraba que él puso precio a una hipotética muerte de la Esteban.

Para el mánager, esa escena es «repugnante» y además, para hacerse el digno, asegura no querer mencionar a la hija de su ex representada.

Luego, Toño ha vuelto al ataque fácil, a la enfermedad de Belén y su mala relación con su ex marido, Fran Álvarez:

Con Fran había un problema horrible. Los dos lo tenían. La cantidad de veces que yo he ido a buscarle con ella por la noche…

El día anterior, en ‘Sálvame’ Belén le preguntó a su ex representante:

¿Tú eras consciente de que tu mujer, Lorena, me trajo los papeles?

¿Qué pruebas has aportado en el juicio?

Toño, se ha hecho el interesante diciendo, que le «cuesta verla así» (a la Esteban) y sobre las pruebas que ha podido aportar , no ha contestado. Se ha limitado a decir que no es mejor la calidad que la cantidad de papeles que se puedan aportar pero no ha especificado.

¿Tú tienes pruebas contundentes?

Toño ha contestado que sí y que :

No le debo dinero a Belén (aquí ya ha dicho su nombre). Se ha pasado de un tema administrativo a lincharme. Yo tengo cuatro hijos que han tenido que escuchar barbaridades.

Toño se ha puesto a dar gritos y ha mandado callar a la mismísima Ana Rosa Quintana para decirle:

Yo no me arrepiento de nada ¡De nada! Sólo de haber puesto de administradora de mi empresa a mi mujer.

Luego se ha limitado a explicar por qué Su mujer es la responsable de la empresa , algo que, por supuesto, no nos interesa.

Quintana ha insistido en que continúe con el tema del dinero y él, divagando a gritos, dice:

Cuando yo la recojo (¿era un perro callejero?), ella ya tenía una deuda con Hacienda. Vino a mí con su hermano con cartas sin abrir de Hacienda. La ignorancia no te exime de una responsabilidad.

La actitud de Toño ha sido insultante, agresiva y sin parar de mandar callar a la presentadora mientras que vuelve a repetir lo mismo de siempre: Que Belén le pidió que guardase un dinero.

Belén es muy generosa porque no suda el dinero. No sabe lo que es y trabajar duro. El personaje está lleno de mentiras. El público la ha calado ya.

Yo me di cuenta de cómo era Belén Esteban en ‘Gran Hermano VIP’, cuando la vi en una pantalla.

Ha dado a entender que yo tengo un problema con las drogas. Eso es muy feo. Tira mierda constantemente.

Toño, sin parar de gritar, para no dejar hablar a la entrevistadora. Pero se olvida de que ponerse así no hace que tenga razón.

Y cuando habla de la acusación de que se quedó dinero de una colecta para ayudar a los damnificados del terremoto de Lorca en nombre de Belén, Toño ha perdido los nervios y mientras lo ha negado le ha mandado un mensaje a Belén.

¡Vete a la mierda!

Y por último, Toño asegura que Belén le ha acusado de todo esto por una sencilla razón:

Quiere evitar su responsabilidad con Hacienda. Yo no era su gestor.

Sanchís ha pedido perdón por su comportamiento, ha asegurado que no verá esa noche a Belén en el ‘Deluxe’ (que le responderá) y se ha ido sin demostrar nada y dando un espectáculo triste y vacío. Eso sí, le ha hecho un favor al ‘Deluxe’ porque allí tendrán muchas cosas que decirle y eso se va a notar en audiencia.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Sergio Espí

Sergio Espí, guionista y crítico de televisión de Periodista Digital, responsable de la sección 3segundos.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído