El estreno de ‘La casa fuerte’ (22,3%) confirma que al público de Mediaset le interesa poco la calidad

El fenómeno ‘cutredeluxe’ de Telecinco: sus programas son cada vez peores pero revientan los audímetros

Telecinco, a pesar de la crisis del coronavirus y de su parrilla repetitiva y empobrecida, sigue siendo líder

El fenómeno ‘cutredeluxe’ de Telecinco: sus programas son cada vez peores pero revientan los audímetros

La casa fuerte’, uno de los realities más cutres y aburridos que se recuerdan, se estrenó el 11 de junio de 2020 liderando con un 22.3 % de share.

Esto confirma algo que se ha recalcado en los últimos meses (los marcados por la crisis del coronavirus): da igual lo que echen en Telecinco, de hecho, si es malo y está mal hecho, casi mejor.

Este fenómeno, al que hemos bautizado como ‘cutredeluxe’ dice mucho de nosotros como sociedad y también hable del resto de cadenas.

La Ley del Embudo de los ‘progres’ en España.

¿Es la audiencia la que pide este tipo de contenidos o es que no hay una competencia en condiciones?

De todo un poco.

‘La casa fuerte’ o como triunfar sin hacer gran cosa

La primera gala de ‘La casa fuerte’ no defraudó, era mala hasta decir basta. No sólo por un casting hecho de prisa y corriendo, con los retales del recién terminado ‘Supervivientes 2020’ y los personajillos reciclados de tantos y tanto programas (aunque, sinceramente, algunos concursantes tienen más gracias que todos los de ‘SV 2020’ juntos), sino, sobre todo, por lo aburrido que era todo.

Las pruebas carecían de sentido del espectáculo, no había guión, ni medios, ni nada. Aún con todo, fueron líderes de audiencia.

Las 5 parejas que Vasile debería llamar ya para meter a capón en ‘La casa fuerte’ y reflotar Mediaset 

Mediaset durante el 2020: cuánto más cutres, más audiencia

Llevamos décadas tachando a Telecinco (y a Mediaset en general) de tener una parrilla repetitiva, barata y poco estimulante. Sin embargo, nadie les tose. Esto es algo se ha visto muy bien durante este 2020.

Primero, tuvieron que renunciar a la marca ‘Gran hermano’ por el boicot de anunciantes sufrido tras la publicación de un vídeo (grabado dos años atrás) de Carlota Pardo, siendo informada en directo, de que acaba de sufrir un abuso sexual por parte de un compañero.

Ni perdiendo su formato estrella ni con un escándalo de abusos sexuales de por medio, se amedrantaron en Telecinco. Estrenaron, en lugar del previsto ‘GH Dúo’, ‘El tiempo del descuento’, (una especie de continuación de ‘GH VIP 7’ que no podía ser peor) y  ‘La isla de las tentaciones (que, de malo que era, lo habían programado para Cuatro) y batieron récords de audiencia.

Luego llegó ‘Supervivientes 2020’ con uno de los peores casting que se recuerdan y también arrasó en su estreno.

Después llegó la pandemia, el estado de alarma, y la consiguiente falta de medios. Todos los programas, de todas las cadenas los sufrieron, tuvieron que reinventarse con vídeollamadas, falta de público, de maquillaje, de peluquería, de cámaras…. Era la televisión de ‘guerrilla’. Y para colmo, la publicidad bajó un 70%. No había dinero.

Aún así, Telecinco fue liderando, gracias principalmente a ‘Supervivientes 2020’ (consiguió, en mayo, un 15,5% de media, su 21ª victoria mensual consecutiva). Peor es que, para colmo, durante la cuarentena nos han regalado productos de lo más tramposos y vergonzosos. ‘La última cena’, por ejemplo, es el programa más vago y aburrido que un servidor ha visto en su vida. Aún así, líder los viernes (menos mal que ya se acaba).

Pero es que no sólo hablamos de la mala calidad de su parrilla sino de su falta de ética. Durante los últimos meses hemos visto en ‘Sálvame’ aberrantes ejemplos de acoso laboral (a Lydia Lozano y a Anabel Pantoja), de gordofobia, de violencia verbal o de insinuaciones sexuales (los audios de Curro, el novio de María Jesús Ruiz, diciéndole guarradas a una supuesta amante). Todo esto ha dado igual porque ningún organismo ha dicho nada y la audiencia ha ido creciendo.

Telecinco, única vía de escape durante la pandemia

Pero al César lo que es del César: Durante los meses más duros de la pandemia, Telecinco ha sido la única cadena en abierto a la que uno podía acudir para evadirse de la trágica situación que estábamos viviendo. No siempre, pero ‘SV 2020’, por ejemplo, se mantuvo, con esfuerzo, para al menos tener una vía de escape.

El giro llegó con el ‘Merlos Place’. El escándalo de Alfonso Merlos, Marta López y Alexia Rivas, fue un punto y aparte para Telecinco. En ‘Sálvame’ o ‘Viva la vida’ se olvidaron de hablar del coronavirus y se centraron en ese culebrón tan jugoso. Fue el primer tema que nos acercó a la nueva normalidad.

Competencia desastrosa

Telecinco ha sabido usar bien sus cartas en una época confusa. Sabe lo que su público quiere y se lo ha dado a granel. También es que la competencia lo ha hecho mal. Entre el desastre que es TVE (con tantos despidos, programas cancelados y ese horror que ha sido ‘OT 2020’) y lo poco que ha sabido reaccionar Antena3 (su único gran acierto, de momento, ha sido un ‘Pasapalabra’ renovado y estupendo), Telecinco ha campado a sus anchas.

Pero llega la nueva normalidad, veremos qué pasa en septiembre, en la nueva temporada. Tenemos que decir adiós a la tele cutre. Queremos espectáculo, calidad. Que terminen de una vez las vídeollamadas, y los planos desastrosos. Queremos ver apuestas fuertes, estimulantes y de calidad.

Es a partir de los meses venideros cuando las cadenas se las juegan. Espero que Atresmedia, aunque no lidere, al menos ofrezca una alternativa en condiciones. Y a TVE le diría que no se puede vivir sólo de ‘MasterChef’. Hay que hacer algo.

Mediaset no cambiará, seguro. Seguirá haciendo lo mismo y peor. De hecho, incluso ha renunciado a sus series. Toda la ficción ya se estrena antes en Amazon Prime Vídeo. Incluso su joya de la corona, ‘La que se avecina’ ha emitido todos los capítulos de su nueva plataforma en la plataforma. Es un negocio, lo entiendo. El problema es saber cuánto le durará a Vasile su fórmula del ‘cutredeluxe’. Nada es eterno.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Sergio Espí

Sergio Espí, guionista y crítico de televisión de Periodista Digital, responsable de la sección 3segundos.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído