Recomendamos las mejores ficciones para entretenerte en vacaciones

Tres series para devorar este verano y otras tres que no deberías ver nunca

¿Cuáles son los últimos estrenos de las plataformas que más han decepcionado?

Tres series para devorar este verano y otras tres que no deberías ver nunca

Llega agosto y son muchos los que van a tener más tiempo libre. Os recomendamos, pues, las mejores series para entretenerse este verano pero, además, os avisamos de las que, sin embargo, pueden causar un auténtico rechazo.

Tres series para devorar durante el verano

‘¿Por qué matan las mujeres?’ (HBO)

El guionista y showrunner  Marc Cherry ha vuelto a hacer lo de siempre: analizar el carácter femenino de la manera más irónica y mamarracha posible.

El creador de ‘Mujeres desesperadas’ regresa a los suburbios y las intrigas familiares y lujosas con tres mujeres distintas, tres épocas (los 60, los 80, y la actualidad) y tres crímenes.

La serie, aquí emitida por HBO, no es más que un reflejo más superficial de ‘Mujeres desesperadas’. Tiene todos los trucos dramáticos  de aquella pero sin su profundidad emocional.

Aunque las tramas puedan parecer alargadas e incluso anecdóticas, ‘¿Por qué matan las mujeres?’ es una gozada de fácil consumo. Divertida, extravagante y frívola.

Lo mejor, sin embargo es su trío protagonista. Ginnifer Goodwin, Lucy Liu, Kirby Howell-Baptiste, se lucen, sobre todo la segunda, a quien se le ve disfrutando como nunca con su personaje más extremo y mamarracho (que no deja de ser la mujer que todo gay quiere ser…)

‘Pequeños fuegos por todas partes’ (AMAZON PRIME VÍDEO)

Desde mayo podemos ver en Amazon Prime Vídeo una de las sensaciones del año en EEUU. ‘Pequeños fuegos por todas partes’, serie-vehículo para lucimiento de sus dos protagonistas y productoras: Reese Witherspoon  y Kerry Washington.

Los que pretendan ver algo parecido a la multipremiada ‘Big Litlle Lies’ no acabarán decepcionados pero aquí nos cuentan otra cosa.

Estamos en los años 90, en el típico barrio lujoso de los suburbios estadounidenses y en el que se mezclarán las vidas de una adinerada madre de cuatro hijos y la de una artista afroamericana que, a priori, duerme en un coche junto a su hija adolescente.

Lo más interesante de ‘Pequeños fuegos por todas partes’ es la investigación del racismo desde el punto de vista de la culpa de la población blanca progresista hacia otras etnias. Ese ‘buenismo’ condescendiente y falso que esconde unos prejuicios de consecuencias muy peligrosas.

Y al final, la serie, plantea un espléndido debate sobre el cuerpo de la mujer, su posición social (sea cuál sea su poder adquisitivo) y sobre la maternidad. Una maravilla.

Lo único malo es que la pobre Kerry Washington no pasa de los dos registros interpretativos. (Aviso: al principio odias a su personaje pero hay que esperar).

Perry Manson (HBO)

Maravillosa reinterpretación del personaje creado por Erle Stanley Gardner y uno de los más queridos por los telespectadores estadounidenses.

En esta nueva versión de HBO, Manson es un personaje oscuro, ni siquiera es el abogado que todos conocemos. Es un detective privado, alcohólico y cínico en plena depresión económica en Los Ángeles de 1932.

Un caso (con bebé muerto de por medio) hará que su mundo cambie y se convierta en el defensor legal de los más desfavorecidos que está condenado a ser.

Lo mejor es el diseño de producción, un guión pausado pero potente y unas interpretaciones sublimes.

Matthew Rhys como Perry Mason, es, sin duda, la mejor elección que se ha podido hacer. Pero me van a permitir que destaque a la maravillosa Tatiana Maslany , en el papel de una predicadora que dice tener visiones divinas y que, para un servidor, es uno de los mejores personajes del año.

Series a evitar durante el verano

Y ahora vamos a advertir sobre los últimos estrenos más decepcionantes pero, allá cada uno con lo que quiera ver…

‘Oscuro deseo’ (Netflix)

Thriller erótico mexicano. Con eso de dice todo. A ver, la serie es mala por ridícula  pero, eso sí, engancha como pocas.

La trama es absurda, retorcida y mal interpretada (con mujeres que parecen tronistas disfrazadas de ‘personas normales’) pero es un placer culpable, aunque sólo sea para desternillarse ante ciertas decisiones argumentales, para disfrutar de la ‘carnaza’ o para ver cómo narices van a ‘solucionar’  el desaguisado (Spoiler: No lo hacen).

‘Maldita’ (Netflix)

Es tan mala que está al nivel de ‘The Witcher’, con eso bastaría para definirla.

Está basada en la novela homónima de Frank Miller y Tom Wheeler y parte de un punto de partida poco molesto: la reinterpretación femenina del mito de Excalibur y las andanzas del Rey Arturo.

El problema es lo más hecha que está y lo triste que es ver a Katherine Langford haciendo lo que puede, sin saber qué caras poner, con una peluca imposible y la piel súper hidratada mientras que huye por unos escenarios de cartón piedra y unos efectos especiales dignos de cualquier gala de ‘Noche de fiesta’. Un horror.

‘Por H o por B’ (HBO)

La gran decepción española del año. Chonis de Parla que se mudan a Malasaña, suena bien como idea. El resultado es un sindiós argumental, una colección de chistes malos sin tramas de unión.

Cualquiera que conozca la realidad que intenta representar la serie se escandalizará. Malasaña no es ese circo del que pretende reírse la serie, ni las chonis son chonis sólo por vestir de leopardo.

Te puede interesar

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Sergio Espí

Sergio Espí, guionista y crítico de televisión de Periodista Digital, responsable de la sección 3segundos.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído