LA LEY DEL MÁS FUERTE

El cazador cazado: el error de este leopardo al entrar en territorio enemigo

Un joven leopardo se lleva el susto de su vida al introducirse por equivocación en territorio de un veterano congénere, mientras seguía el rastro de una presa.

El episodio tiene lugar en el Parque Nacional Kruger de Sudáfrica.

Al inicio del video, se ve como un leopardo macho se acerca silenciosamente por detrás al incauto invasor.

El invitado no deseado está sentado en un camino, y parece que en cierto momento se percata de que está siendo acechado, pero inmediatamente descarta esta opción y sigue tan campante, ajeno al peligro.

Mientras tanto, el viejo leopardo, que protege su territorio, inicia su lento pero inexorable acercamiento.

En poco más de 40 segundos se sitúa detrás del forastero. Los reflejos que demuestra para el sigilo no los tiene en el ataque.

Pese al factor sorpresa, el leopardo rival fue más veloz y reaccionó a tiempo. En el ataque se propinaron zarpazos y se dieron volteretas en el aire.

Finalmente, el invasor escapa.

«Los leopardos macho dedican casi la totalidad de su tiempo a controlar sus territorios, buscando rivales de su misma especie que traten de conquistarlo».

LOS LEOPARDOS

El leopardo es un elegante y fuerte felino emparentado con los leones, los tigres y los jaguares. Vive en el África subsahariana, el norte de África, Asia Central, India y China.

Sin embargo, en algunos lugares están amenazados, especialmente en las regiones fuera de África.

El leopardo se siente tan cómodo en los árboles que suele llevar a sus presas a las ramas.

Así, los mantiene fuera del alcance de carroñeros, como las hienas.

También caza desde las ramas de los árboles, donde gracias a su colorido se camufla a la perfección entre las hojas hasta que da el salto mortal sobre su víctima. Estos depredadores nocturnos también atacan antílopes, ciervos y cerdos moviéndose furtivamente entre la alta hierba.

Cuando hay asentamientos humanos, también cazan perros y, de vez en cuando, personas.

Los leopardos son buenos nadadores y también se sienten muy cómodos en ese medio, donde a veces cazan peces o cangrejos.

Las hembras pueden tener cachorros en cualquier época del año.

Normalmente son de color grisáceo con motas apenas visibles.

La madre esconde a sus cachorros y los transporta de un lugar seguro a otro hasta que son lo suficientemente mayores para jugar y aprender a cazar. Los cachorros viven con su madre durante aproximadamente un año, el resto de su vida se comportan de forma solitaria.

La mayoría de los leopardos son de color amarillo con motas oscuras.

A los leopardos negros, cuyo pelaje parece de color uniforme porque apenas se distinguen las motas, se les suele llamar panteras negras.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Los vídeos más vistos

Lo más leído