UN DRAMA

Vídeo: graba los últimos segundos de su novio que muere ahogado al pedirle matrimonio bajo el agua

Steven Weber y Kenesha Antoine decidieron hacer un viaje romántico a Tanzania donde se alojaron en una casa flotante que tenía una de sus habitaciones completamente sumergida en el agua.

Uno de los días, en el uqe ambos estaban en casa, él salió sin decirle a Atoine donde iba. Para sorpresa de ella lo vio a través de una de las cristaleras de dicha habitación bajo el agua.

Weber se había armado con un bañador, unas aletas y unas gafas de buceo y se había sumergido varios metros.

De repente saco una nota donde se podía leer: «No puedo contener la respiración lo suficiente como para decirte todo lo que amo de ti. Pero … ¡Todo lo que amo de ti, amo más cada día!».

Después, le dio la vuelta y había otro mensaje: «¿Podrías ser mi esposa? ¿Quieres casarte conmigo?». A continuación sacó del bolsillo una cajita con un anillo.

Todo esto quedo grabado y en la siguiente imagen ya no vemos al chico. Antoine no se lo podía creer pero él nunca llegó a salir del agua y murió ahogado.

Autor

David Lozano

Voluntarioso contador de hechos. Frases verdaderas contadas con palabra.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído