Juezas y Jueces para la democracia debería cambiarse el nombre

El Felón está nervioso porque necesita tener controlados a los jueces. Es tal su ansiedad que ha dicho que el PP está fuera de la Constitución, como si la Constitución le importara algo, como si no fuera uno de sus mayores enemigos. Todo lo que limita su poder le estorba. Si para conseguir y mantener el poder necesita aliarse con enemigos declarados de la Constitución, lo hace. El hecho de que acuse a otros de estar fuera de la Constitución es motivo de risa y de chanza. Porque no sólo tiene un ansia ilimitada de poder, sino que también su cerebro es limitado.

La Unión Europea tiene unas exigencias que él no sólo no puede atender, porque hacerlo resultaría peligroso para él, sino que además exige que el PP sea su cómplice en el incumplimiento. No está solo, claro. Estos tipos enfermizos siempre tienen cómplices. Si los tuvieron Hitler y Stalin, ¿por qué no los tiene que tener él? Bolaños hizo el ridículo días atrás en este sentido.

Pero es que también lo hace la asociación llamada Juezas y Jueces para la Democracia. Si atendieran al nombre que se han puesto, sus esfuerzos irían enfocados a conseguir la independencia judicial. Hay que recordar que ésta es el pilar fundamental de toda democracia.

Sobre este punto hay dos ideas preclaras que deberían conocer. Una es de García-Trevijano: los componentes del CGPJ deberían ser elegidos, en votación secreta, por los jueces y los funcionarios del ministerio de Justicia.

La otra es de Sosa Wagner: «que se le quite al Consejo General del Poder Judicial la atribución de designar a las salas del Tribunal Supremo y de los tribunales superiores de las autonomías para que, en adelante, esos puestos se alcancen por concurso, como ocurre en los ascensos del resto de la carrera judicial».

‘2016. Año bisiesto’
‘El Parotet y otros asuntos’
‘Diario de un escritor naíf’
‘Yo estoy loco’
‘Valencia, su Mercado Central y otras debilidades’
‘1978.El año en que España cambió de piel’
‘Tránsito en la mirada’
‘Te doy mi palabra’

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Vicente Torres

Vicente Torres es Coautor de '1978. El año en que España cambió de piel' y autor de 'Valencia, su Mercado Central y otras debilidades' y 'Yo estoy loco', 'Diario de un escritor naíf', 'El Parotet y otros asuntos' y '2016. Año bisiesto'. He participado en los libros 'Tus colores son los míos', 'Enrique Senís-Oliver' y 'Palabras para Ashraf'.

Lo más leído