El 10,6% del tabaco que se consume en España procede del comercio ilícito

El 10,6% del tabaco que se consume en España procede del comercio ilícito, lo que supone una reducción de casi dos puntos respecto al cierre de 2014, cuando el contrabando alcanzaba el 12,5%, según se desprende de los datos de la última encuesta de cajetillas vacías de IPSOS.

Dicho estudio se basa en contabilizar los paquetes de cigarrillos vacíos que se recogen en las principales ciudades españolas y comprobar si cuentan con el obligatorio precinto fiscal o no. Se trata de una muestra representativa de la realidad del contrabando en España.

En concreto, el tabaco no doméstico en la Península representó el 10,6% de los paquetes consumidos en el primer semestre de este año, frente al 12,5% del conjunto de 2014 y al 11,4% de 2013.

Pese a esta tendencia a la baja respecto a 2014, el comercio ilícito de tabaco, que afecta sobre todos a comunidades autónomas como Extremadura y Andalucía, se ha elevado casi siete puntos respecto al ejercicio 2010, año en el que el 3,9% del tabaco que se consumía en España procedía del contrabando.

Fuentes del sector han subrayado que cada vez que se adquiere una cajetilla ilegal se produce un fraude fiscal, ya que el 80% del Precio de Venta al Público (PVP) de los cigarrillos son impuestos, a lo que se suma además el acceso más fácil de los menores al tabaco y el impacto en el empleo.

De hecho, aproximadamente un punto pocentual del comercio ilícito equivale a 90 millones de euros de pérdida de recaudación vía impuestos, por lo que si se mantiene la tendencia, el Estado dejará de ingresar este año unos 950 millones de euros.

Del porcentaje de tabaco procedente del comercio ilícito, según revela IPSOS, el 25,5% corresponde a Philip Morris; el 20,1% a la luxemburguesa H. Van Landewyck; el 17,5% a JTI; el 15% a la griega Karelia Tobacco; el 8,1% a Imperial Tobacco, propietaria de Altadis; el 4,4% a Unknown; el 3,5% a BAT y el 2,1% a Grand River Enterprises.

UNA MARCA LUXEMBURGUESA Y OTRA GRIEGA SUMAN UN TERCIO DEL CONTRABANDO

Por marcas, Ducal y American Legend, propiedad de la luxemburgesa H. Van Landewyck y la griega Karelia, suman un tercio (un 18,1% y un 14,9%, respectivamente) del tabaco ilícito en España, seguidas de Marlboro (14,3%); Winston (12,9%); Chesterfield (8,2%); Camel (4%); Fortuna (3,7%); Number 1 (3,2%); Ducados (2,9%); L&M (2,6%) y otras (15,2%).

Asimismo, según el estudio, el tabaco ilícito que se consume en España procede en su mayor parte de mercados como Gibraltar (20,2%), Andorra (13,8%), Canarias (5,3%), Argelia (2,8%) y Ucrania (2,8%).

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído