La Policía intervino en la nave de Paterna, Valencia

El cotillón se alargó durante más de 50 horas

En la fiesta había cientos de personas recibiendo al 2010

Se ha expedido "una denuncia judicial por ocupación de un inmueble sin permiso del propietario"

La Nochevieja se convirtió en la Noche eterna. La nave, ubicada en la calle Algepsers, donde se habían concentrado cientos de personas, fue clausurada por la Policía Nacional al ser considerada ilegal.

En el momento de la intervención en el local habilitado para la fiesta apenas quedaba una veintena de personas, aunque durante toda la mañana, después de la clausura, han seguido llegando al lugar vehículos llenos de personas que pretendían que la fiesta se prolongara durante todo el fin de semana.

CINCO ORGANIZADORES

La Policía ha identificado a cinco personas como presuntos organizadores de este encuentro, y les ha impuesto un total de catorce denuncias administrativas al carecer de todo tipo de permisos y seguros para la convocar la cita.

Además, se les ha expedido «una denuncia judicial por ocupación de un inmueble sin permiso del propietario», según las fuentes.

Los presuntos responsables del encuentro no han ofrecido resistencia ante la actuación policial, y los agentes han cercado el acceso al lugar con vallas y cadenas.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído