EL CANTANTE ESTABA CALVO Y PRESENTABA RASGOS DE UNA LUCHA CONTRA LA ANOREXIA

La autopsia de Michael Jackson: el estado de destrucción en el que se encontraba el cuerpo del ‘Rey del Pop’

La autopsia de Michael Jackson: el estado de destrucción en el que se encontraba el cuerpo del 'Rey del Pop'
Michael Jackson.

Cirugías estéticas, medicamentos y muestras de una probable anorexia fueron los rasgos que se podían observar en el cuerpo de Michael Jackson.

La autopsia realizada al ‘Rey del Pop’ en junio de 2009 dejó ver detalles impactantes de su estado físico, el cantante murió cuando apenas tenía 50 años, una sobredosis de propofol, un calmante con mucha potencia, fue la causa del fallecimiento.

Según ha dejado conocer The Sun, Michael Jackson apenas hacía una comida al día, su estómago contenía pastillas semidisueltas. Sus hombros, cuadriceps y caderas dejaban muestras de innumerables pinchazos de medicaciones que eran colocadas diariamente por Conrad Murray, quien era su médico personal. El hombre fue encontrado como responsable (homicidio involuntario) tras la administración de la droga al artista.

Según indica The Sun, los labios de cantante de «Thriller» fueron tatuados de color rosa, sus cejas estaban tatuadas de negro y su cuero cabelludo, en la parte frontal, también fue tatuada de negro con la finalidad de que estuviera combinada con el color oscuro de su pelo.

Pero esto no era todo, la rodillas del menor de los Jackson estaban misteriosamente magulladas, además de que su cuerpo presentaba múltiples cortes en la espalda, su cuerpo presentaba manchas, confirmando con ello que efectivamente padecía vitiligo, la enfermedad de pigmentación causante del cambio de color de su piel. Sin embargo, lo más impactante que pudo descubrirse en la autopsia es que su melena rizada no era más que una peluca adherida a su cabeza, producto de que era calvo.

“Era piel y hueso, se le había caído el pelo y no había estado comiendo más que pastillas cuando murió”, dijo una fuente a The Sun. “Las marcas de inyección en todo el cuerpo y la desfiguración causada por años de cirugía plástica demostraron que su declive en sus últimos años”.

Para algunos conocedores de la carrera de Jackson, el cantante utilizó una peluca por primera vez después de que sufriera quemaduras de segundo y tercer grado durante la filmación de un comercial de Pepsi en 1984. Un incidente técnico mientras hacían una toma en el Auditorio Shrine de Los Ángeles provocó chispas e impactaron en el rostro de Jackson, que terminó con varias heridas.

“Cuando vi su cuero cabelludo observé cómo la parte superior de su cabeza estaba calva. Además, tampoco tenía casi pelo en los costados”, detallaba Scott Smith, uno de los detectives que participó en la investigación de la muerte del cantante, para el documental Killing Michael Jackson.

Además de la ausencia de pelo, en la autopsia también se habrían detectado cicatrices detrás de las orejas, en la nariz, en la base del cuello, en las muñecas y los brazos, entre otras zonas.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído