El autor, detenido tras huir al monte, se había quedado viudo hace 7 meses

Un padre mata en su casa de Ubrique a sus dos hijos a cuchillazos por una herencia: «Se tuvo que volver loco»

Los fallecidos son una chica de 20 años y su hermano de 16

Un padre mata en su casa de Ubrique a sus dos hijos a cuchillazos por una herencia: "Se tuvo que volver loco"
El supuesto asesino de Ubrique Captura

Dos hermanos de 20 y 16 años han muerto por arma blanca en su domicilio de la localidad gaditana de Ubrique. 

La Guardia Civil se ha hecho cargo de la investigación y ha detenido al padre como presunto autor de los hechos. Tenia varias heridas consecuencia del forcejeo que mantuvo con sus víctimas.

HERENCIA

Un problema de herencia y el rechazo a la nueva pareja del padre, viudo desde hace siete meses, serían algunas de las causas que habrían desencadenado el fatal desenlace.

Fuentes de la Guardia Civil han confirmado que los jóvenes han muerto a causa de una agresión por arma blanca. Los agentes han detenido al padre como presunto autor de la agresión.

El hombre, viudo, ha sido detenido en el monte, zona que conocía muy bien. En el momento de la detención presentaba algunas heridas consecuencia del forcejeo que mantuvo con sus víctimas en el momento de asesinarlas.

De su lado, fuentes del servicio de Emergencias 112 han indicado que, según ha confirmado la Policía Local de Ubrique, los dos fallecidos son hermanos. Se trata de una chica de 20 años y su hermano de 16.

VIUDO

Hace siete meses la madre de los dos hermanos fallecidos murio víctima de un cancer. Según cuenta El Diario de Cádiz, dejó como beneficiarios de su herencias a sus dos hijos, un legado al que accederían cuando el menor de ellos llegase a la mayoría de edad.

Los investigadores también especulan con el hecho de que los dos hijos no aprobaban la nieva relación que el viudo mantenía con una nueva pareja sentimental.

El Consistorio ha puesto a disposición de la familia de los fallecidos todos los medios a su alcance «en estos difíciles momentos», transmitiéndoles «el apoyo y la solidaridad de todos los ubriqueños».

El Ayuntamiento ha expresado su «rechazo y repulsa» a los «terribles» acontecimientos.

En un comunicado explica que, en una reunión urgente y extraordinaria de la Junta de Portavoces, se ha decidido por unanimidad declarar dos días de luto oficial y que las banderas ondeen a media asta.

«SE TIENE QUE HABER VUELTO LOCO»

«Se tiene que haber vuelto loco; no me lo imaginaba de Juan en la vida». Son palabras de José Morales, amigo del presunto filicida que esta madrugada acabó con la vida de sus dos hijos.

Morales no puede ocultar su sorpresa ante la detención de J.M.F., padre de los dos hermanos de 16 y 20 años fallecidos esta madrugada del lunes 6 de octubre de 2014 como presunto autor de ambas muertes.

El amigo del presunto asesino no da crédito a lo sucedido y ha atribuido los hechos a la intención del padre de los jóvenes de rehacer su vida. «Yo creo e intuyo que ha querido meter en la casa a su pareja y los hijos se habrán negado», ha opinado, si bien ha añadido que «no merece la pena hacer esto por una mujer».

«Creo que algo muy gordo le ha tenido que pasar para que un padre haga esto con sus hijos», ha aseverado.

Por otro lado, un tío político de las víctimas ha asegurado que «nadie» en la familia podía pensar «ni remotamente» que «esto pudiera ocurrir».

Por ello, ha explicado que «a lo sumo» el padre de los jóvenes podría haberse «exasperado» en algún momento «al no haber comprendido que tenía que dar una manutención» a sus hijos. Pero «de una circunstancia nimia, -en relación a la manutención- a lo que ha ocurrido hoy no tiene explicación».

Asimismo, ha hecho hincapié en que no existía una herencia ni una cuantía económica que pudiera justificar este crimen. «Sólo ha hundido a dos criaturas que estaban haciéndose a la vida y él ha muerto civilmente», ha apostillado y ha reiterado que «no hay explicación racional ni psicopatológica».

De hecho, Morales ha asegurado que el presunto filicida «no era agresivo», aunque sí «frío» con sus hijos.

«No mostraba sentimiento alguno», ha afirmado y ha añadido que, a pesar de ello, nunca había pensado que «pudiera cometer un acto delictivo como el que se presume que ha cometido».

 

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído