EL INSTITUTO DE LA MUJER PUBLICA UNA CONTROVERTIDA GUIA SOBRE LAS ADICCIONES EN EL SEXO FEMENINO

Las redes alucinan con la última ‘soplapollez’ del Ministerio de Igualdad: las mujeres beben alcohol por su «situación de desigualdad»

Según esta guía, es la desigualdad lo que lleva al género femenino a caer en los brazos del alcohol, el tabaco y las drogas.

Las redes alucinan con la última 'soplapollez' del Ministerio de Igualdad: las mujeres beben alcohol por su "situación de desigualdad"

Las redes están alucinando. Y no es para menos. El Ministerio de Igualdad de Irene Montero publica una guía donde asegura que las mujeres beben alcohol «por su situación de desigualdad». Y la noticia ha generado un torbellino de reacciones.

«¿Adicciones para qué?», titula el Ministerio dirigido por la podemita Montero su última publicación donde se profundiza qué causa el consumo de distintas sustancias entre las mujeres.

El Instituto de la Mujer, que lanza este escrito, lo tiene claro: es la desigualdad lo que lleva al género femenino a caer en los brazos del alcohol, el tabaco y las drogas.

Tal y como publica este lunes 15 de junio de 2020 OKDiario, la guía consta de un total de 56 páginas con afirmaciones tan contundentes como ésta:

Las mujeres han ido incorporando en sus vidas actividades en las que antes «estaban vetadas». La mujer ha asumido comportamientos asociados al modelo masculino hegemónico para acceder al mundo masculino. El consumo de sustancias viene dado con poder estar en las mismas condiciones que ellos y no perder oportunidades

En esta publicación, el Ministerio de Igualdad se afana en señalar que el entorno laboral, donde una frustración en la función o en el trato, los factores familiares y sociales, donde el trabajo doméstico les puede llevar al «consumo paliativo de drogas» o las nuevas tecnologías pueden ser claves a la hora de ‘explicar’ las adicciones dentro de las mujeres.

«Sola y borracha quiero llegar a casa»: el polémico lema de las manifestaciones del 8-M

Más allá de la polémica generada, lo cierto es que esta postura que ahora esgrime el ministerio de Igualdad contrasta con el lema de las manifestaciones del 8-M que ellos mismos, empezando por la titular de la cartera, Irene Montero, alentaron. En aquellas polémicas jornadas se llamaba al ‘derecho’ que tenían las feministas a llegar borrachas a casa, a pesar de que ahora quieran justificar el consumo de alcohol de las mujeres en situaciones sociales o políticas.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído