Jesús Millán Muñoz

República de la Mancha

República de la Mancha
Jesús Millán Muñoz. PD

Imaginemos que una parte del pueblo y de los ciudadanos de la Mancha quieren secesionarse del Estado y formar una República Independiente y Libre de la Mancha.

1. Imaginemos que la mitad de la población manchega quiere y consigue ser un Estado Independiente y Libre y ser una República Manchega.

2. Imaginemos que llevan varias generaciones de endoculturación familiar y educativa y mediática, indicándoles que son diferentes al resto de los de la Península Ibérica, que el resto les explota, se quedan con sus recursos, que ellos tienen una historia independiente, que estarían mejor siendo una república de manchegos, que nosotros tenemos más iniciativa empresarial, etc.

3. Imaginemos que tienen un idioma nacido o derivado en la alta edad media del latín, que se denomina «el manchurro o manchego», y lo hablan gran parte de la población de la Mancha. Que ha sido un idioma que ha tenido connotaciones literarias a lo largo de los siglos. Pero que es uno más de los derivados del latín, igual que el frances, el castellano, el rumano, el italiano…

4. Imaginemos que la mentalidad de los ciudadanos de la Mancha es más competitiva, más comercial, más empresarial, con más iniciativa privada hacia la creación de empresas y riqueza, más mirar la peseta, más ahorradores y más inversores. Y que han visto bien ganar dinero, tener iniciativas económicas, y durante estos dos últimos siglos, con ayudas del Estado central y con su iniciativa, han sido capaces de ir acumulando una parte importante de la industria de la Península Ibérica. Pero dicha industria no la habrían podido acumular sin todo el Estado de la Península, y esa evolución durante décadas y generaciones, sin el paraguas del resto de la Península y sin el paraguas del Estado en los distintos avatares de la historia durante estos últimos siglos. Sin el Reino como durante siglos se ha dicho los de la Mancha no habrían podido sobrevivir, es decir, sin el paraguas del Estado no habrían podido sobrevivir con sus pequeñas diferencias en el conjunto de la totalidad. Solo hay que mirar la historia y la Historia.

5. Imaginemos que durante generaciones han ido multitud de recursos económicos privados y públicos, de otras zonas de la Península hacia la Mancha y los manchegos. Imaginemos que durante décadas millones de migrantes de otras zonas de la Península han ido hacia la Mancha, porque allí había más inversión pública y más privada. Igual en otros parámetros… Imaginemos que la Mancha exporta por miles de millones de euros y docenas de miles de productos al resto de la península ibérica.

6. Imaginemos que la Mancha y los manchegos con su idioma el manchurro alcanzan la independencia del resto de la Península. Ya son una República independiente de la Mancha.

Pero también los extremeños han alcanzado una República Independiente de Extremadura. Y también otras antigua regiones…

Ahora tenemos el primer problema, ¿estaremos los manchegos dentro de Europa o nos obligarán a estar fuera de Europa, y pedir la readmisión?

2º Problema ya la República de la Mancha y la República de Extremadura y en definitiva los tres o cuatro Estados de la Península, cada una de las repúblicas tiene todos los órganos del Estado, tiene toda la infraestructura, entre otras un ejército, un servicio de seguridad y policial o varios, varios servicios de inteligencia, ministerios en todos los órdenes, etc.

Pero no ha terminado el problema, porque la Nueva República de la Mancha, dice que parte del territorio de Madrid le pertenece, parte del territorio de Murcia le pertenece, parte del territorio de Andalucía también le pertenece. Y ya tenemos uno de los graves problemas, ya existen varios ejércitos en la península, volvemos a la Edad Media, ya con «varios reinos o Estados», que pueden entrar en colisión, es decir, con poco que se descuiden, dentro de un tiempo, poder caer en una especie de exyugoslavia…

7. Imaginemos todo lo que quieran para los manchegos, su nueva república independiente, y su idioma y sus tradiciones y su gran industria y su mentalidad…

¿Seriamente que habrán ganado los manchegos con tener una república independiente…?

Pues sinceramente a mi modo de ver nada o casi nada… ¿Acaso no es la mano formada por cinco dedos cada una con su pequeña diferencia, pero lo que hace a la mano que sea mano, no es solo un dedo, no es el dedo más grandes sino la unión entre dedos y palma…?

Porque dentro del Estado Antiguo de todos unidos, formando un Estado, los manchegos son más manchegos, porque pueden continuar con sus pequeñas diferencias, su pequeña identidad, y ser defendidos por el paraguas de todos. De tener más territorio, de estar unidos más ciudadanos, tener más recursos humanos y recursos humanos culturales, a tener entre todos más industria, a tener más libertad… Y lo que es más importante y esencial, la historia es impredecible en muchos de sus realidades y fenómenos, y lo que es evidente que unidos, a más territorios y más ciudadanos, más posibilidades de sobrevivir y de existir y con más derechos. Y a menos, pues menos posibilidades…

Y separados, quién ganará, pues potencias externas a la Península Ibérica, que tal como está hoy la situación, a medio plazo, o a corto empezarán a presionar para exigir más y más. Exigir más y más en distintos vectores, incluso territorios a medio plazo de tiempo. Presiones económicas para imponer sus productos industriales. Presiones para exigir más cupo de emigrantes a la Península Ibérica. Más presiones para imponer sus ideologías culturales seculares y no seculares. Es decir, todos los territorios, todos los ciudadanos de la Península. Todos. Incluidos los que forman la república independiente y libre de la Mancha, todos, todos sencillamente perderán, perderán realidad, perderán soberanía, perderán sinergias, perderán Estados y aumentarán incertidumbres y problemas reales y potenciales…

8. En definitiva el concepto de Estado de Maquiavelo y el concepto de Soberanía se interrelacionan. A más territorio, más habitantes, más recursos humanos, más recursos naturales, más sinergias entre todos, y por tanto el Estado es más fuerte y el Estado tiene más soberanía. Y por tanto, los ciudadanos viven y existen en un Estado más real y con más soberanía real. A menos Estado, menos soberanía real para la totalidad, para el Estado y para los ciudadanos… En definitiva, para mantener menos soberanía real, encima más impuestos, más trabajar cada ciudadano, y con más ciudadanos y más Estado, más soberanía real, y más Estado… ¿Unidos como un Estado somos el quince del PNB mundial, por decir una cifra, divididos unos territorios pasarán al veintiocho y otros al cincuenta…? ¡Un Estado es una megaempresa, y hoy con Estados de mil millones de seres humanos, dividir un Estado de cuarenta y seis millones en varios de diez, es una locura, es un suicidio colectivo…! ¡Estemos dentro de Europa o estemos fuera de Europa, se formen y conformen los Estados Unidos de Europa o no…!

¿Y seamos sinceros, mirémonos al espejo, sin engañarnos, qué diferencias esenciales hay entre un ciudadano manchego que quiere la república independiente de la Mancha con un ciudadano de Extremadura o gallego o andaluz o murciano o catalán o balear o vasco…? ¿Qué diferencia…? ¡Pues ninguna, ninguna…! ¡A no ser que en alguna zona de la Piel de Toro, parte de los ciudadanos tengan tres testículos y dos penes, si existe esa diferencia, si es una gran diferencia…!

Comprendemos y entendemos que para el orgullo colectivo de los manchegos intentar una meta en común, una finalidad en común es ascender psicológicamente de pertenencia, es crear un ideal de tribu como diría Bacon, es en un mundo tan complejo, encontrarse una identidad personal más cercana, es sentir algo colectivamente, es como un enorme partido de futbol, somos y pertenecemos a algo. Y por tanto, en un mundo con tantas crisis, crisis personales, familiares, sociales, ambientales, económicas, culturales, etc. Pues es encontrar y satisfacer algo que te sosiega mucho el inconsciente y el consciente.

Pero en el fondo es una cortina de humo. Porque cualquier Estado ha ido surgiendo por la evolución y acumulación de antiguas naciones y Estados, y todos conforman una sola nación y un único Estado. Porque a nadie se le ocurre volver a la situación de las ciudades Estados prerromanas en la península, ni en su sano juicio volver a la situación de la Edad Media, después de la fragmentación y caída del Estado visigodo de la Península.

Unidos, unidos todos los de la Península Ibérica formando un Estado, con nuestras pequeñas diferencias, podemos tener más futuro, una posibilidad de futuro, separados, en tres o cuatro Estados, nuestros nietos y biznietos, tal y como hoy está el panorama mundial tendrán menos libertad, menos Estado, menos soberanía, menos estado del bienestar, menos seguridad nacional, menos todo… ¡¿Por qué es tan difícil entender y ver lo evidente, por qué estamos tan ciegos y tan sordos a la realidad mundial, a la realidad del Mediterráneo…!? ¿¡Por qué en el fondo queremos tan poco a nuestros nietos y biznietos potenciales… y queremos dejarles un territorio dividido en varios Estados, en vez de formar un único Estado, en Europa o en medio Europa, porque lo de Europa, no está todavía conseguido, no está todavía materializada…?! ¡Incluso si se forman los Estados Unidos de Europa, si estamos en esa Unidad, como Hispania, tendremos más poder en Europa, más soberanía en Europa, más, más en todo…! Hemos olvidado el cuento del padre y los hijos y las flechas. ¿¡Por favor, nadie se ofenda, pero nos hemos vuelto ebrios una parte de la ciudadanía!? ¡¿O locos, nos queremos suicidar como pueblo o como colectividad o como Estado!? ¡Viva la República Independiente de la Mancha, y su idioma el manchurro! ¡Nadie se ofenda porque a nadie se desea ofender, a nadie, hermanos vascos, hermanos gallegos, hermanos catalanes…!

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído