G20.- Obama dice a la UE que no se sumará a su plan para crear una tasa a las transacciones financieras

Sarkozy admite que no hay consenso pero defiende que el impuesto es «financieramente indispensable»

CANNES (FRANCIA), 3 (Del enviado especial de EUROPA PRESS, Juan Sanhermelando)

El presidente norteamericano, Barack Obama, ha dicho este jueves a los líderes europeos durante la cumbre del G-20 que no se sumará a su plan de crear una tasa a las transacciones financieras a nivel mundial, una iniciativa abanderada por la UE para hacer pagar a los bancos por su responsabilidad en la crisis.

Obama ha discutido sobre esta tasa en los encuentros bilaterales que ha mantenido con el presidente francés, Nicolas Sarkozy, y la canciller alemana, Angela Merkel, los principales promotores de la iniciativa.

«El presidente dejó claro que comparte los objetivos que la canciller Merkel y el presidente Sarkozy tienen de garantizar que el sector financiero contribuya con una cuota apropiada a la resolución de crisis», ha explicado el consejero de la Casa Blanca, Michael Froman. Pero entre la UE y EEUU existe una diferencia de «enfoque», ha agregado.

La administración estadounidense ha propuesto una «tasa por la responsabilidad en la crisis financiera» que deberán abonar los grandes bancos, mientras que Bruselas reclama una tasa a las transacciones financieras, que podría recaudar 55.000 millones de euros al año sólo en la UE.

«Existe un amplio consenso entre los europeos con los que el presidente se reunió esta mañana y nosotros sobre que cada uno debe llevar a cabo esto a su manera, de la forma que cada uno considere más eficaz», ha asegurado Froman.

«No hay consenso (sobre la tasa a las transacciones financieras), algunos países se oponen enérgicamente», ha admitido Sarkozy en rueda de prensa al término de la primera jornada de la cumbre del G-20. En todo caso, el presidente francés ha insistido en que la tasa es «técnicamente posible, financieramente indispensable y absolutamente esencial desde el punto de vista moral».

La Unión Europea trabajará con Argentina y Brasil para crear un grupo de países que lideren la introducción de esta tasa, según ha dicho Sarkozy. Pero tampoco dentro de la UE hay consenso y Londres se opone a la iniciativa.

Por su parte, la vicepresidenta económica, Elena Salgado, ha señalado que España apoya la creación de esta tasa con el objetivo de obtener financiación para, entre otras cuestiones, la ayuda al desarrollo. «No les puedo decir que haya un acuerdo global, pero en opinión de España paso a paso vamos avanzando», ha dicho.

El fundador de Microsoft, Bill Gates, ha presentado a los líderes del G-20 un informe sobre mecanismos de financiación de ayuda al desarrollo que le había pedido el propio Sarkozy y en el que se contempla también la tasa a las transacciones financieras.

Booking.com

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído