El caso Marchena, como síntoma

Un prestigioso jurista que seguramente es muy competente ha afirmado que hace diez o quince años Marchena no habría dimitido, lo que atribuye a la presión social, que hoy está más sensibilizada que en el tiempo señalado.
Lo cual me parece muy optimista por su parte, puesto que el caso de la ministra Delgado es mucho más grave y no hay presión social que la haga dimitir. Digamos que si la vinculación de Marchena fuera con el PSOE tampoco se habría visto obligado a dimitir.
Cospedal dimitió porque es del PP, en cambio la otra Dolores, cuyo caso es peor, dado el cargo que ocupa, el de ministra de Justicia nada menos, no dimite.
El caso del propio Pedro Sánchez, ‘doctor’ en Economía y Gran Maestro en el Arte Aprovechategui es más oneroso para el país, puesto que está traicionando a todo y a todos, con la única finalidad de mantenerse en el cargo. Es un calco de Fernando VII. Utiliza la figura de Franco, o el cadáver de Franco, como tapadera de sus desmanes dictatoriales. Con el fin de que no se le note que tiene alma de dictador de república bananera señala a Franco, para desviar la atención. Pedro Sánchez no debería ser presidente del gobierno y ahí y dicen que ganando en las encuestas.
No parece que la salud moral y ética de los españoles haya mejorado en este tiempo, sino todo lo contrario. Hace diez o quince años no estaba Podemos en el Parlamento, aunque sí que estaban esos desechos humanos que son los de ERC, que cada vez montan numeritos más indecentes, más deplorables. ERC siempre ha contado en sus filas con gente tan poco recomendable como Colom, Rahola, Carod y ahora tiene a Rufián, Tardá, Junqueras, o sea, personas que no deberían tener cabida en la política.

‘2016.Año bisiesto’
‘El Parotet y otros asuntos’

‘Diario de un escritor naíf’
‘Yo estoy loco’
‘Valencia, su Mercado Central y otras debilidades’
‘1978.El año en que España cambió de piel’
‘Necesidades emocionales’
‘Animales in Harena’

Recibe nuestras noticias en tu correo

Vicente Torres

Vicente Torres es Coautor de '1978. El año en que España cambió de piel' y autor de 'Valencia, su Mercado Central y otras debilidades' y 'Yo estoy loco', 'Diario de un escritor naíf', 'El Parotet y otros asuntos' y '2016. Año bisiesto'. He participado en los libros 'Tus colores son los míos', 'Enrique Senís-Oliver' y 'Palabras para Ashraf'.

Lo más leído